El presidente italiano toma las riendas de la crisis ante la dimisión de Conte

Valentina Saini ROMA / E. LA VOZ

ACTUALIDAD

Giuseppe Conte
Giuseppe Conte FILIPPO ATTILI | Efe

El primer ministro busca apoyos entre el Grupo Mixto para poder formar su tercer Gobierno de coalición

27 ene 2021 . Actualizado a las 08:44 h.

El primer ministro italiano, Giuseppe Conte, presentó ayer su dimisión y acto seguido acudió al presidente de la República, Sergio Mattarella, para formalizarla. Puede parecer paradójico, teniendo en cuenta que hace tan solo unos días, Conte había obtenido la confianza de las dos cámaras del Parlamento. Sin embargo, el riesgo de «emboscadas» en el Senado (la coalición de centro-izquierda podía contar con menos votos que la oposición), y de no poder gobernar con tranquilidad, ha empujado a jugárselo todo.

Su dimisión es táctica. Conte podría seguir siendo primer ministro. De hecho, Mattarella le ha dado hasta el viernes para intentar formar un nuevo Gobierno: el «Conte ter» o Conte III (los políticos italianos tienen pasión por los números romanos y el latín). 

Será su tercer intento de formar una coalición estable, tras el fracaso de su primer Ejecutivo, formado por el Movimiento 5 Estrellas (M5E) y la Liga de Mateo Salvini, y el Conte bis o II, gracias a acuerdo entre el M5E, Partido Democrático (centro-izquierda), Libres e Iguales (LeU, izquierda), que se fue al traste tras la salida de los ministros del cuarto socio, Matteo Renzi y su formación Italia Viva.