El cinturón naranja de Barcelona recobra su rojo histórico, según el CIS

M. l. Paz REDACCIÓN / LA VOZ

ACTUALIDAD

Inés Arrimadas, este sábado, en Barcelona, acompañada por el diputado Nacho Martín Blanco (izquierda) y la concejala de Cs Mari Luz Guilarte
Inés Arrimadas, este sábado, en Barcelona, acompañada por el diputado Nacho Martín Blanco (izquierda) y la concejala de Cs Mari Luz Guilarte Enric Fontcuberta

Cs, que en el 2017 aunó al voto antiindependentista, cede el testigo al PSC

31 ene 2021 . Actualizado a las 09:46 h.

El PSC de Salvador Illa ganaría las elecciones catalanas del 14 de febrero, y lo haría gracias al cinturón rojo de Barcelona que recuperaría en el mapa su color histórico. Así lo determina el estudio demoscópico del CIS conocido la pasada semana sobre la opinión de los ciudadanos de Cataluña acerca del Gobierno autonómico y su intención de voto de cara a los comicios del 14F.

El ya exministro de Sanidad obtendría la victoria de la convocatoria con entre 30 y 35 escaños, que no le permitirían gobernar en solitario, sino que necesitaría de mucha negociación y diálogo para alcanzar un pacto. El sondeo del Centro de Investigaciones Sociológicas también posibilita interpretar que ese triunfo se produciría en detrimento de Ciudadanos.

Teniendo en cuenta la evolución del PSC en las convocatorias celebradas en el 2015 y en el 2017 y las previsiones del CIS del presente enero, se puede concluir que en las provincias de Tarragona, Lérida y Gerona los socialistas obtuvieron hasta ahora en cada una de ellas uno o dos diputados, mientras que el grueso de sus parlamentarios accedieron a la Cámara autonómica en las listas por la circunscripción de Barcelona, donde lograron siempre más de una decena de escaños. Ahora el CIS le adjudica el doble en esta última, entre 21 y 24 asientos.