Castells plantea clases presenciales en la universidad y aulas con mascarillas, ventilación y distancia de seguridad

El Gobierno se reunirá con las comunidades para decidir sobre el nuevo curso en colegios e institutos

Los dos ministros educativos, Manuel Castells (Universidades) e Isabel Celaá (Educación) presentaron sus planes para los fondos europeos
Los dos ministros educativos, Manuel Castells (Universidades) e Isabel Celaá (Educación) presentaron sus planes para los fondos europeos

Redacción / La Voz

El próximo curso escolar está a la vuelta de la esquina y el ministro Manuel Castells planea que los universitarios recuperen la docencia presencial en todas las facultades y escuelas. Salvo que exista una nueva crisis con las cifras del covid, la idea es dar por terminada la docencia semipresencial con la que trabajan en gran parte de las universidades por culpa de la pandemia.

Sin embargo, no habrá una decisión definitiva hasta después de la reunión que el ministerio de Castells y Sanidad mantendrán con las comunidades autónomas el próximo agosto con la intención de pactar criterios generales, dependiendo de si se ha conseguido el 70 % de vacunación y si se ha reducido de forma considerable la cifra de contagios. 

Todo parece indicar que el próximo curso comenzará, como el actual, con mascarillas, distancia de seguridad en las aulas y ventilación natural cruzada. 

Respecto a los exámenes finales de los universitarios que se realizarán en mayo y junio, Castells asegura que serán presenciales y tomando todas las medidas de seguridad. También serán presenciales los exámenes de la EBAU.

Se espera que el miércoles 19 de mayo empiece la preparación del próximo curso y se tenga una idea aproximada de cómo será en las enseñanzas no universitarias. Según recoge Colpisa, está previsto que ese día se reúnan los ministros de Educación, Sanidad y Política Territorial con sus homólogos autonómicos para «prefijar» las condiciones en las que colegios e institutos volverán a clase en septiembre. Existen bastantes posibilidades de que todos los alumnos retornen a las aulas. La ministra Isabel Celaá dijo que en su deseo está no prolongar la docencia semipresencial en tercero y cuarto de ESO y en primero de Bachillerato de algunos centros.

Fondos europeos para la educación

Celaá y Castells presentaron el destino de los fondos europeos en el ámbito de la educación. No ha habido sorpresas, en las últimas semanas se han ido anunciado a cuentagotas las novedades en forma de proyectos y leyes. «La diferencia -dijo Castells con su peculiar humor- es que hoy tenemos el dinero en el bolsillo». El ministro también recalcó que «estos fondos son de inversión. No es 'llega el maná de los fondos europeos, los gastamos y luego qué pasa'. Si en la universidad hay 4.000 personas que se van a recualificar en estos años, estas personas no desaparecen, y desarrollarán su carrera en los próximos años».

En el caso de la educación no universitaria, Celaá explicó que los fondos previstos son 4.687 millones de euros repartidos en tres grandes capítulos: digitalización (1.500 millones), FP (2.075 millones) y equidad del sistema (1.115 millones). Según apuntó Manuel Castells, el plan educativo es único: «En mi larga carrera académica internacional no he conocido un plan tan ambicioso [como el presentado por Celaá] que combine ideas ambiciosas, innovación y recursos. Ideas las tenemos todos».

digitalización

Aulas digitales. Se destinan 827 millones para la instalación y mantenimiento de más de 240.000 aulas digitales interactivas en 3 años.

Formación para docentes. Que 700.000 profesores manejen las aplicaciones y tengan un mínimo de competencia digital supondrá un desembolso de 301 millones de euros. Hay otros 19 millones para la capacitación docente en el uso de las aulas digitales interactivas y 84 millones para la red de centros nacionales de capacitación digital.

Dispositivos. Hay 150 millones de euros para 300.000 dispositivos destinados a reducir la brecha digital entre el alumnado

FP digital. Para digitalizar la FP se separan 110 millones de euros.

formación profesional

Gran apuesta. Es la etapa más beneficiada con estos fondos, porque recibirá dinero desde varios puntos.

Acreditación de competencias. Se destinarán 725 millones en la acreditación de competencias profesionales, para acreditar a 3 millones de trabajadores. En 10 años se acreditaron 300.000 y es que el 48% de los trabajadores en España carece de un título profesionalizante.

Oferta modular. Se prevén 395 millones para cursos puntuales en empresas para 300.000 trabajadores (125.000 ya empezaron con cursos de 30 horas).

Inglés en la FP. Con 300 millones de euros para la conversión de 3.700 ciclos formativos de grado medio y grado superior en bilingües.

Ampliación de la oferta. La FP tendrá 200.000 plazas más, de las que ya 65.000 están en marcha. Esto suponen 255 millones.

Centros de excelencia. Se destinan 200 millones para crear 50 centros de excelencia, «catalizadores de la innovación y tecnología aplicada en la FP».

Aulas mentor. Son 9 millones para crear 2.250 aulas para municipios de menos de 5.000 habitantes

FP verde y digital. Son 2,5 millones para formar a 20.000 docentes en estos aspectos.

equidad

Contra la segregación. En el sistema educativo español «hay situaciones de segregación», de desigualdad, recalcó Celaá, con un 20% de niños en riesgo de pobreza.

PROA. El programa de recuperación, orientación y apoyo llegará a 3.500 aulas de 2.500 centros de toda España, para lo que se destinan 1.115 millones.

Plazas de infantil. Son 670 millones los que van para financiar 65.000 plazas gratuitas de 0 a 3 años, además de las que existen en las comunidades autónomas.

Acompañamiento. Serán 125 millones para crear 1.000 unidades de acompañamiento y orientación l alumnado vulnerable, para ayudar y hacer seguimiento de su entorno.

Formar a los docentes universitarios cambiándolos de universidad

Manuel Castells anunció dos grandes programas de inversión: recualificación profesional y digitalización. Criticó el ministro que se haya extendido en España la idea de que la universidad es una «fábrica de parados»: las posibilidades de tener empleo de un universitario es tres veces más alta de alguien que no lo tiene.

recualificación del personal

Formación continuada. Es la mejor forma de garantizar la calidad de la universidad, dijo el ministro. Se destinan 383 millones de euros en estancias de 1 a 3 años en centros que no sean de la universidad de origen, con tres programas.

Margarita Salas. Centrado en la recualificación de jóvenes doctores (terminado hace menos de dos años), con ayudas para recibir un sueldo y traslado para los llamados postdoc.

Movilidad interior. Para el profesorado universitario ya empleado, con reserva de plaza en su universidad, con un plus del 20% además del suelo para gastos de movilidad y desplazamiento.

María Zambrano. Atraer talento internacional (español o extranjero que estén en centros internacionales) con prestigio adquirido para incorporarse a una universidad pública de 1 a 3 años, no es personal permanente pero altamente cualificado.

digitalización

Modernización. El ministerio destina 146 millones de euros en subvenciones directas a las universidades públicas para la digitalización estructural y la formación específica entre los trabajadores.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Castells plantea clases presenciales en la universidad y aulas con mascarillas, ventilación y distancia de seguridad