Boris Johnson, exculpado por las polémicas obras en su residencia privada de Downing Street

Juan Francisco alonso LONDRES / E. LA VOZ

ACTUALIDAD

Boris Johnson recibió este viernes a su homólogo hungaro, Viktor Orbán, en Downing Street
Boris Johnson recibió este viernes a su homólogo hungaro, Viktor Orbán, en Downing Street VICKIE FLORES | Efe

El lord responsable de vigilar el código ético de los ministros lo exime, pero lo acusa de imprudente

29 may 2021 . Actualizado a las 17:27 h.

Boris Johnson ha sido exculpado de quebrar el código ético de los ministros a cuenta de la polémica sobre quién costeó la reforma de su apartamento privado de Downing Street, en el que reside con su pareja, Carrie Symonds, y su hijo, Wilfred. No obstante, el primer ministro británico actuó «imprudentemente», según lord Christopher Geidt, asesor independiente encargado de vigilar que los miembros del Gobierno cumplan las normas establecidas.

«El primer ministro, imprudentemente, permitió que se llevaran a cabo las obras en el apartamento de Downing Street sin concretar su financiación», afirmó Geidt, al presentar este viernes las conclusiones de la investigación que ha realizado.

La redecoración de las dependencias de Johnson provocaron una tormenta política. Primero, porque las obras se ejecutaron mientras el país atravesaba lo peor de la pandemia del covid-19. Pero sobre todo porque no estaba claro cuánto costaron ni quién las pagó. El premier ha asegurado que él pagó de su bolsillo las obras, pero su antiguo asesor, Dominic Cummings, lo acusó de pedir que donantes del Partido Conservador se hicieran cargo de las facturas.