El sueño del «brexit», una pesadilla para los británicos cinco años después

Juan Francisco alonso LONDRES / E. LA VOZ

ACTUALIDAD

Boris Johnson, durante una visita el lunes a un centro de vacunación.
Boris Johnson, durante una visita el lunes a un centro de vacunación.

El referendo marcó unas expectativas que se han convertido en incertezas

23 jun 2021 . Actualizado a las 11:25 h.

23 de junio del 2016. Ese día el continente se acostó con la inesperada noticia de que una mayoría -exigua, pero mayoría al fin- de británicos decidía ponerle fin a su pertenencia de más de cuatro décadas a la Unión Europea (UE). El sorpresivo resultado del referendo abriría, según los partidarios de la salida, una nueva era dorada para el Reino Unido. Sin embargo, cinco años después de la consulta, y a casi seis meses de la materialización del divorcio, las incertidumbres y tensiones, dentro y fuera del país, que el inédito proceso abrió parecen estar lejos de resolverse y se están volviendo una pesadilla.

«Creo que aquellos que hicieron campaña por la salida se habrían sorprendido al ver lo difícil que se han vuelto nuestras relaciones con la UE», admitió el ministro para el brexit, David Frost, al comparecer este martes ante la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento, donde explicó el estado de las actuales conversaciones con Bruselas sobre el Protocolo para Irlanda del Norte

Los problemas que el acuerdo para el conflictivo territorio está provocando en el comercio entre el Úlster y el resto del Reino Unido han vuelto a agriar las relaciones entre Londres y los Veintisiete, a un punto no visto desde las interminables negociaciones entre el 2018 y el 2020 para pactar el divorcio y definir la relación futura de los británicos con los países e instituciones comunitarias. La decisión del Gobierno de Boris Johnson de dejar de aplicar unilateralmente normas del protocolo norirlandés ha puesto en pie de guerra a sus otrora socios, quienes amenazan con imponer aranceles y cuotas a las importaciones británicas si reincide en esta actitud en los próximos días.