Sánchez reclama a la Generalitat que supere el «procés» y mire al futuro para no quedar «anclados en el 2017»

Gonzalo Bareño Canosa
Gonzalo BAreño MADRID / LA VOZ

ACTUALIDAD

Dos personas desplegaron una bandera estelada, símbolo de los los independentistas catalanes, durante la ofrenda floral en Riga (Letonia), en la que intervino el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.
Dos personas desplegaron una bandera estelada, símbolo de los los independentistas catalanes, durante la ofrenda floral en Riga (Letonia), en la que intervino el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. JOSÉ MANUEL BLANCO

El primer ministro letón no respalda el informe de un parlamentario de su país ante el Consejo de Europa y dice que Cataluña es un asunto interno de España

01 ago 2021 . Actualizado a las 18:10 h.

Pedro Sánchez trata de evitar cualquier declaración que pueda interferir en la etapa de diálogo con Pere Aragonés iniciada tras la visita del presidente catalán a la Moncloa. El jefe del Ejecutivo eludió este miércoles responder a las afirmaciones del dirigente de ERC, en las que insistió en reclamar la amnistía y la autodeterminación, y tampoco quiso pronunciarse, pese a ser preguntado por ello, sobre las palabras del líder republicano, Oriol Junqueras, que afirmó que el propósito de su visita al expresidente catalán Carles Puigdemont, fugado de la Justicia en Bruselas, era explicar que la «represión» del Estado «continúa» pese a los indultos. Sánchez sí insistió, sin embargo, en su tesis de que, al margen de la mesa de diálogo entre el Gobierno y la Generalitat, el nuevo Ejecutivo catalán debe «aprender también de sus errores» y abrir un proceso de diálogo «con la otra parte de Cataluña» no independentista.

«No nos merecemos seguir anclados en el año 2017», señaló Sánchez durante una rueda de prensa en Riga junto al primer ministro de Letonia, Arturs Krisjanis Karins, en referencia a la situación política creada tras el referendo ilegal y la posterior declaración unilateral de independencia. «La posición del Gobierno es clara. Tenemos una agenda del reencuentro y lo que queremos es superar el 2017 y también por eso hemos tomado las medidas de gracia y queremos mirar hacia delante», insistió.

 «Nos necesitamos todos»

El presidente dejó claro que el Ejecutivo de Aragonés «tiene todo el apoyo del Gobierno de España» para centrarse en los asuntos que, según dijo, son los que importan de verdad a los ciudadanos: «Superar juntos un drama, el del covid-19» y «construir entre todos un futuro común, que es lo que se merecen los catalanes y el conjunto de la sociedad española». «Miremos hacia adelante y superemos un desgarro muy importante», insistió. En ese contexto de búsqueda de la recuperación de la normalidad enmarcó la decisión del Gobierno de conceder los indultos a los presos del procés, ya que, según afirmó, «nos necesitamos todos» y «contamos con todos».