«Soy la primera madre con baja de paternidad»

Carme D. Prol / S.F.

ACTUALIDAD

MIGUEL VILLAR

Es pionera en España. Después de tener a su hija mediante un proceso de fecundación in vitro, Adriana consiguió disfrutar del mismo tiempo con ella que las familias biparentales, gracias a una sentencia en el juzgado de Ourense

11 jul 2021 . Actualizado a las 21:17 h.

Adriana es madre soltera, su hija nació en septiembre del 2020 y desde que la tuvo en brazos supo que quería pasar con ella todo el tiempo posible. Adriana es profesora de educación infantil en un colegio de Ourense, así que, como cualquier madre trabajadora, se planteó pedir la baja de maternidad que le correspondía: 16 semanas. Sin embargo, el hecho de afrontar la maternidad en soledad le hizo darse cuenta de que estaba en desventaja con respecto a las familias biparentales, en las que los hijos pueden estar atendidos por sus progenitores durante el doble de tiempo. Esta situación la llevó a iniciar un proceso ante los tribunales con el fin de que se reconociese el derecho de las familias monoparentales a disponer de la misma baja de maternidad y paternidad que cualquier otra familia. «Gané la sentencia en primera instancia para que mi hija pudiera disfrutar de las semanas de cuidado el mismo tiempo que lo disfrutan las hijas de familias biparentales y de este modo he podido sumar cuatro meses más en casa para atenderla», cuenta Adriana mientras apura los últimos días de permiso.

Para ella todo este proceso fue «una traba tras otra». «En familias con dos progenitores se pueden repartir las semanas de baja o se pueden compaginar para cuidar al bebé. Yo ya había intentado juntar lo máximo: 16 semanas, el mes de vacaciones, las horas que me correspondían por lactancia, pero aun contando con este tiempo, me tenía que incorporar cuando mi hija tenía tan solo cinco meses y medio», indica. «En ese momento empecé a trabajar de nuevo, pero al cabo de un mes conocí la resolución de la sentencia que me daba la razón y pude volver a atender a mi hija», apunta Adriana. «Es increíble, en Galicia, con la escasísima natalidad que tenemos, no hacen nada para facilitar que compaginemos la vida laboral con la crianza. En mi opinión, esta falta de niños está relacionada directamente con la poca implicación de los Gobiernos. Las madres estamos siempre en una lucha constante y sometidas a una precarización», denuncia.

Adriana es la primera mujer en España que ha conseguido disfrutar completamente de la baja de paternidad, pero no es la única que lo ha reclamado. Hay más de cien madres que han denunciado esta situación en distintos juzgados de todo el país, con el apoyo de la asociación Madres Solteras por Elección.