España vive el trimestre más negro de la violencia de género en una década

Alfonso Torices COLPISA

ACTUALIDAD

Daniel Pérez | EFE

Un malagueño de 53 años que mató el lunes a su novia y quemó el cadáver en un vertedero es el autor del crimen machista número 29 del año

03 ago 2021 . Actualizado a las 19:17 h.

La plaga de la violencia de género vive en España uno de sus momentos más álgidos en muchos años. Desde que el 9 de mayo terminó el último estado de alarma, con el retorno general a una casi normalidad, los maltratadores han perdido buena parte del control que lograron sobre sus víctimas durante el año de pandemia y confinamientos. El fin de las restricciones horarias y de movimientos y la vacunación permitieron a muchas mujeres tratar de sacudirse el dominio machista e incluso dar pasos hacia el abandono o la separación. Muchos agresores, iracundos y frustrados, respondieron con violencia y asesinatos.

El resultado es lo que el propio Gobierno definió como situación de «alerta machista», que cristalizó durante mayo, junio y el recién acabado julio en el trimestre con más crímenes de género en una década en España. Son 20 muertes en once semanas. Un triste récord para el que ni siquiera hizo falta incluir el primer asesinato machista de agosto, registrado el lunes en la población malagueña de Rincón de la Victoria, que supone ya el número 29 desde que comenzó el año.

La veintena de crímenes de género del último trimestre son los mismos registrados en los meses de mayo, junio y julio de 2019 y una cifra no superada en este período desde 2010, hace once años, cuando los maltratadores mataron a 21 de sus parejas o exparejas. Este trimestre negro es fruto del peor mayo (siete muertes) en toda una década y del junio con más feminicidios en nueve años (nueve asesinadas), el tercero con más muertas desde 2003, el año en el que comenzó a llevarse en España una estadística veraz de esta lacra.