El correo de Luceño a Luis Medina tras cerrar el contrato con el Ayuntamiento de Madrid: «Pa la saca»

la voz REDACCIÓN / AGENCIAS

ACTUALIDAD

Luis Medina ocultó sus comisiones en Holanda solo horas después de cobrarlas. El juez no puede embargar las cuentas del hijo de Naty Abascal al tener menos de 250

15 abr 2022 . Actualizado a las 12:04 h.

Luis Medina tardó solo horas en sacar de España el dinero de las millonarias comisiones que cobró del pelotazo de sus turbios negocios durante la pandemia para proporcionar material sanitario al Ayuntamiento de Madrid, informa Melchor Sáiz Pardo, de Colpisa.

Según revela un informe de la Agencia Tributaria que obra en el sumario de la causa que instruye el juez Adolfo Carretero contra el hermano del duque de Feria y su socio, Alberto Luceño, el aristócrata desde el inicio de todo el caso se esmeró en tratar de borrar el rastro de la fortuna que el Consistorio de Madrid les había pagado por unos contratos más que dudosos. Medina, de acuerdo con los documentos judiciales, recibió el 31 de marzo de 2020 un pago en dólares por un total 912.800,97 euros. El dinero, que correspondía al abono de una comisión, provenía de la empresa Malaya que proporcionaba el material farmacéutico y se materializó en dos cobros: 684.627,62 euros y 228.173,35 euros, bajo el concepto MASK.

El dinero apareció en las cuentas de Deutsche Bank que tenía Medina en España. Sin embargo, ese monto, que fue remitido desde el Malayan Banking Berhad (MayBlank), salió a los Países Bajos de inmediato en forma de tres transferencias: el 1 de abril se evaporaron 93.7000 euros con destino a otra cuenta del Deutsche en Holanda; la segunda, por idéntica cantidad y a idéntico destino, se hizo el 22 de junio del 2020; y la tercera, por valor 93.682,50 euros, tuvo lugar el 4 de agosto de ese mismo año. Con estas premisas, el futuro judicial de Luis Medina se complica por momentos.