La UE aprueba una nueva ley para frenar el contenido ilegal de plataformas como Facebook, Google o Amazon

Jesús Carballo CORRESPONSAL EN BRUSELAS

ACTUALIDAD

Una joven consulta información en Internet, en una imagen de archivo
Una joven consulta información en Internet, en una imagen de archivo Pixabay

La Ley de Servicios Digitales ayudará a luchar contra la desinformación y el ciberacoso, pero también para proteger a los menores

23 abr 2022 . Actualizado a las 15:18 h.

Tras más de dieciséis horas de negociaciones, la Ley europea de Servicios Digitales ya es una realidad. Un acuerdo que busca regular los contenidos en internet y que lo que se considera ilegal en la vida real también lo sea en la red. Y es que después de un intenso trílogo -negociación entre representantes de la Comisión Europea, el Consejo y el Parlamento- la nueva legislación, propuesta en diciembre de 2020 por la vicepresidenta ejecutiva de la CE y responsable de Competencia, Margrethe Vestager, junto con el comisario europeo de Mercado Interior, Thierry Breton, pretende impulsar a partir del 2024 -fecha en la que la DSA (sus siglas en inglés) entrará en vigor- luchar contra la propagación de la desinformación o el ciberacoso, pero también para proteger mejor a los menores que, por ejemplo, utilizan redes sociales.

Esto significa que grandes plataformas en línea como Facebook (ahora renombrada como Meta), Google o Amazon tendrán que hacer más esfuerzos para abordar el contenido ilegal o arriesgarse a fuertes multas bajo estas nuevas reglas de Internet acordadas entre los legisladores de los Estados miembro. Estas empresas «tendrán que actuar para proteger mejor a sus usuarios. Europa ha dejado claro que no pueden actuar como islas digitales independientes» apuntaba la vicepresidenta del Parlamento Europeo y representante del órgano en la negociación, Dita Charanzová, tras lograr el acuerdo.

Por su parte, y por alusiones, Google a través de un comunicado añadió que «a medida que la ley se finalice e implemente, los detalles importarán. Esperamos trabajar con los legisladores para obtener los detalles técnicos restantes para garantizar que la ley funcione para todos».