El PP de Andalucía busca una victoria histórica ante una izquierda dividida el 19 de junio

Pablo Medina MADRID / LA VOZ

ACTUALIDAD

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno Bonilla
El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno Bonilla Álex Zea| Europa Press

Los populares son bien valorados incluso por sectores de la izquierda

02 may 2022 . Actualizado a las 09:10 h.

Queda un mes y medio para que se celebren las próximas elecciones andaluzas (19 de junio), pero los partidos políticos de la autonomía ya han empezado a mover ficha y evaluar en qué tipo de escenario van a dirigir sus campañas. El Gobierno de Juanma Moreno (PP) y Juan Marín (Cs) ha anticipado los comicios para llegar a tiempo a elaborar unos nuevos presupuestos para el 2023. Los datos que arrojan las encuestas auguran un Gobierno de continuidad, pero con cambios. El PP se situaría con entre 43 y 44 escaños como la primera fuerza política de Andalucía, seguido del PSOE con una horquilla de 30-31 asientos. Vox duplicaría sus 11 parlamentarios al llegar a 22, Unidas Podemos conseguiría 10 y Ciudadanos continuaría su desgaste apurando dos escaños, según el último barómetro realizado por el Centro de Estudios Andaluces el pasado marzo.

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico.

La previsible continuidad de Moreno Bonilla como presidente de Andalucía viene auspiciada por varios motivos. En lo que respecta a lo político, el actual mandatario «ha entendido muy bien el clima social de Andalucía y eso se ha traducido en la buena evaluación de sus electores», según explica José Pablo Ferrándiz, director de Opinión Pública y Estudios Políticos en la consultora Ipsos. Añade también que «al votante de izquierda no le produce animadversión» la labor de Juanma Moreno al frente de la Junta, lo que hace que «o le evalúen positivamente o simplemente no se opongan a él frontalmente». Todo ello con los peores resultados históricos del Partido Popular. Ahora, las encuestas lo sitúan como primera fuerza y eso, desde la formación conservadora, se ve también como otro logro.

Según el presidente del Colegio de Economistas de Sevilla, Francisco José Tato, el cabeza de partido ha tenido también tres éxitos económicos fundamentales: «Ha desburocratizado Andalucía, ha reducido impuestos para demostrar que se puede recaudar más sin subirlos y ha conseguido estabilidad política». Las inversiones tecnológicas y agrarias durante la pandemia, señala, «han paliado el impacto negativo de las pérdidas en el sector turístico, por lo que se ha aguantado el tirón económico provocado por el covid», señala. Argumenta asimismo que «la apertura de oficinas como la de Google en Málaga y la atracción de tecnológicas para conformar la California del sur de Europa ha hecho que se vea una Andalucía modernizada», imagen que rompe con la tradicional visión agraria que se tenía de la autonomía.