Rusia acelera el cierre del grifo del gas a Europa en plena temporada de aprovisionamiento

La Voz REDACCIÓN / LA VOZ

ACTUALIDAD

HANNIBAL HANSCHKE | REUTERS

Francia ya no recibe hidrocarburo por gasoducto e Italia notifica que el abastecimiento ha caído a la mitad

17 jun 2022 . Actualizado a las 13:33 h.

Las reservas de gas de la Unión Europea (UE) siguen aumentando. Están al 52 % de su capacidad, si bien es cierto que la seguridad de suministro varía por países. Polonia y Portugal, ya las tienen al 97 %. Suecia apenas tiene cubierto el 11 %, según datos de AGSI. En el caso de España, los almacenes se encuentran al 70 %, muy por encima del 56 % de Francia y el 54 % de Italia. 

El hidrocarburo sigue llegando a la UE, a pesar de la guerra en Ucrania, pero no lo hace tanto por gasoducto como por mar. El gas natural licuado (GNL) procedente de grandes metaneros de Estados Unidos, Qatar o Nigeria es el que está supliendo el cada vez más reducido suministro ruso. 

El Kremlin ha cerrado el grifo a varios países (Bulgaria, Polonia, Finlandia y empresas de Dinamarca y Países Bajos) y está extendiendo su estrategia a la totalidad de Europa Occidental, en plena campaña de aprovisionamiento.