El PP ve «agotado a Frankenstein» y Sánchez insiste en los gestos a sus socios

Francisco Balado Fontenla
Fran Balado MADRID / LA VOZ

ACTUALIDAD

Eduardo Parra | EUROPAPRESS

El jefe del Ejecutivo recurre a Saramago para hacer su primera lectura del 19J

23 jun 2022 . Actualizado a las 08:34 h.

En el PP consideran que Frankenstein tiene los días contados. En la dirección del partido perciben en los resultados obtenidos por Juanma Moreno en Andalucía una prueba más de que el cambio es ya irreversible. Y así se lo trasladó ayer la secretaria general del partido, Cuca Gamarra, al que consideran padre de la criatura política, Pedro Sánchez.

«Frankenstein es un proyecto fracasado y agotado», le dijo la número dos de Génova al presidente del Gobierno en la sesión de control. La idea de Frankenstein fue acuñada en su día por el ex secretario general del PSOE Alfredo Pérez Rubalcaba para referirse al monstruo que se engendraría si su partido pactase con Podemos y con independentistas como ERC o Bildu. Años después popularizaría la expresión Rajoy, al advertir que las patas sobre las que se estaba apoyando Sánchez en la moción de censura del 2018 no traerían nada bueno ni para España ni para el PSOE. Ayer, el nombre del monstruo volvió a quedar recogido en el diario de sesiones en un cara a cara con el jefe del Ejecutivo en el que Gamarra exigió a este «reacción» y «autocrítica» tras una nueva «debacle» del PSOE en las urnas.

En Génova entienden que el cambio de ciclo arrancó en Galicia el verano del 2020 con la cuarta mayoría absoluta de Alberto Núñez Feijoo, con un PSOE como tercera fuerza y con Podemos fuera de O Hórreo. Que continuó en Madrid, con el holgado triunfo de Ayuso, y en donde los socialistas también perdieron la jefatura de la oposición, que recayó en Más Madrid. Y con la excepción de Cataluña, en donde el PSC fue el más votado, la sangría socialista prosiguió en Castilla y León, con unos malos resultados, y estalló definitivamente en Andalucía, con una absoluta popular en el histórico bastión socialista. «Mientras suma derrotas, los españoles multiplican sus problemas», afirmó Gamarra.