Al BCE no le importa que haya recesión: seguirá subiendo los tipos de interés

La Voz REDACCIÓN / EUROPA PRESS

ACTUALIDAD

DPA vía Europa Press | EUROPAPRESS

El organismo solo contempla frenar la escalada del precio del dinero si el bache es muy «profundo y prolongado»

25 nov 2022 . Actualizado a las 08:11 h.

El Banco Central Europeo (BCE) debatió, en su última reunión de política monetaria, celebrada a finales de octubre, sobre la posibilidad de seguir subiendo los tipos de interés aunque se produzca una recesión en la eurozona, según se desprende de las actas de dicho encuentro, publicadas este jueves, según recoge Europa Press. 

«Se argumentó que, en el caso de una recesión superficial, el Consejo de Gobierno debería seguir normalizando y endureciendo la política monetaria, mientras que podría detenerse si hubiera una recesión profunda y prolongada, lo que probablemente frenaría la inflación en mayor medida», recoge el documento, sin especificar cuántos banqueros centrales compartieron esa postura.

En este sentido, durante el cónclave también hubo miembros del Consejo de Gobierno que pusieron el acento sobre la divergencia de la política monetaria, que estaba retirando estímulos, y la política fiscal, que se estaba volviendo más expansiva.

En esa reunión en cuestión, el BCE decidió subir los tipos de interés en 75 puntos básicos. Esta medida fue apoyada por una «gran mayoría» de los miembros del Consejo de Gobierno con derecho a voto en la reunión. Además de necesitar un freno a la inflación, también se argumentó que una subida por debajo de lo que esperaba el mercado afectaría a la confianza en el propio BCE.

En cambio, otros miembros apostaron por una subida de tan solo 50 puntos básicos, ya que también se iba a anunciar que los aumentos de tipos seguirían en un futuro cercano y se iba a cambiar la remuneración de las reservas mínimas.

También hubo voces que alertaron de que un ritmo «agresivo» de endurecimiento «podría tener repercusiones para la estabilidad financiera, la actividad económica y, en última instancia, la inflación».

El Consejo de Gobierno del BCE se volverá a reunir el 15 de diciembre en lo que será su última reunión del 2022. También publicarán sus proyecciones macroeconómicas trimestrales, por lo que ofrecerán datos sobre la probabilidad de una recesión en 2023 o las nuevas previsiones de inflación.

Por el momento, las señales apuntan a que la eurozona se encamina hacia la recesión y los precios siguen sin dar tregua, poniendo en entredicho la estrategia del BCE. El euríbor, índice de referencia para la mayoría de las hipotecas en España, se ha disparado con la subida de tipos, encareciendo la cuota media en más de 200 euros al mes para quienes tienen que revisarlas en estos momentos. 

El BCE ve la recesión «cada vez más probable» y alerta del riesgo financiero en hogares y empresas

A. BALSEIRO

El Banco Central Europeo (BCE), que el pasado verano dio un volantazo en su política monetaria para enfriar una inflación desbocada, advirtió que «cada vez es más probable» que la eurozona sufra una recesión técnica, es decir, dos trimestre consecutivos de crecimiento negativo de la economía. Aunque ese horizonte no cambiará su política de subida de tipos de interés, el organismo que preside Christine Lagarde, con Luis de Guindos como vicepresidente, alertó del riesgo que dicho enfriamiento económico supondrá para el sistema financiero y, en consecuencia, para familias y empresas, que ya han comenzado a notar el endurecimiento de las condiciones de los créditos.

Seguir leyendo