Detienen en Madrid a «La J», el fugitivo más buscado por República Dominicana y al que vinculan con decenas de homicidios

Efe

ACTUALIDAD

Policía Nacional

Se trata del jefe de una organización criminal dedicada al tráfico de estupefacientes a nivel nacional e internacional, al sicariato y al lavado de activos

30 may 2024 . Actualizado a las 11:42 h.

La Policía Nacional ha detenido en la localidad madrileña de San Sebastián de los Reyes al fugitivo más buscado por la República Dominicana, conocido como «La J», e investigado por su supuesta vinculación con decenas de homicidios.

Se trata del jefe de una organización criminal dedicada al tráfico de estupefacientes a nivel nacional e internacional, al sicariato y al lavado de activos, quien también estaba detrás de las amenazas proferidas contra la procuradora general del gobierno dominicano e integrantes de otras bandas rivales.

Según ha informado la Dirección General de la Policía, la investigación se inició en marzo después de recibir una solicitud de colaboración de Interpol ante la posibilidad de que «La J» pudiera encontrarse en España. Estaba siendo buscado desde el pasado 15 de enero por su vinculación con la muerte de un interno de la prisión de El Pinito, situada en la provincia dominicana de la Vega, con el que había tenido problemas relacionados con el control de puntos de venta de drogas. Encargó el homicidio a un miembro de su organización que también estaba interno en el penal, quien le suministró a la víctima una sustancia tóxica que le causó la muerte.

Fue entonces cuando la República Dominicana emitió una orden de detención internacional, que se puso en marcha de forma paralela a las investigaciones policiales y judiciales que están llevando a cabo las autoridades de su país.Estas le señalan, en su papel como líder de la banda, como autor material o intelectual de decenas de homicidios ocurridos en varias provincias del norte de la República Dominicana. Ahí, en ciudades como Santiago de los Caballeros, regentaba la mayoría de puntos de venta de drogas.

Las primeras pesquisas realizadas por la Sección de Localización de Fugitivos de la Policía Nacional permitieron dar con un domicilio de Madrid en el que estaba empadronado con su pareja. No obstante, descubrieron que no se encontraba en la ciudad y que había creado una red de colaboradores que le estaban dando protección y cobertura para eludir la acción policial.

Avanzada la investigación, dieron con una nueva pareja de «La J», supuestamente también miembro de la banda, en la localidad de San Sebastián de los Reyes, al norte de la capital española. Tras varios días de vigilancias observaron a un hombre cuyas características eran muy similares a las del prófugo y este miércoles procedieron a su arresto cuando se encontraba en el aparcamiento subterráneo de la finca en la que residía.