Un sieglu de bicis peles carreteres d'Asturies

La Plaza de Trescorrales d'Uvieu acueye «Bicis para la historia» con 20 pieces de coleccionista


Bicicletes, el vehículu de la llibertá de los gua?es. Más que dos ruedes, un sillín y un manillar. Porque hai un sieglu de bicis. 

«Bicis para la historia» ye'l nome de la esposición abierta na Plaza de Trescorrales d'Uviéu y que, según el conceyal de Cultura, Jose Luis Costielles, «va dexanos descubrir 20 pieces de coleccionista que van facer les delicies de tolos visitantes». Ente elles, el conceyal quixo destacar la Pinarello cola que Miguel Indurain dio les sos últimes pedalaes como profesional na Vuelta de 1996.

Estremada en trés partes, l'amuesa empieza con una primer parte que repasa la importancia de la bicicleta na historia contemporanea, yá que dende finales del sieglu XIX y principios del XX, foi'l mediu individual de tresporte, contribuyó a la movilidá autónoma y a la llibertá de desplazamientu. Tamién pon enfotu en que provocó cambeos radicales nel vestuariu femenín, avanzando na igualdá ente homes y muyeres. Nesta parte enseñen un velocípedu francés Larippe, dos bicicletes ensin cadena del sieglu XIX, una Automoto masculina francesa (1922) y la femenina Skandia de fabricación alemana (1928). El ciclismu de competición va tar representáu por una Peugeot de pista de 1901, una Humber inglesa de 1910 y la bicicleta de carrera La Rafale, de fabricación francesa (1930). El ciclismu na guerra recuérdase con una pieza militar suiza de 1933.

Asturies y Uviéu son les protagonistes de la segunda sección. Les bicicletes yá llegaron al Teatru-Circu de Santa Susana d'Uviéu en 1886 y un añu dempués per San Mateo corrieron les primeres competiciones nel Bombé.  Na esposición va amosase tamién l'aportación d'Asturies a la fabricación de bicicletes con modelos propios que s'afayaben a la durez de les carreteres del país. Los pioneros fueron los hermanos Cuesta, cola marca Bicicletes Cuesta, que funcionó en Xixón dende 1910 produciendo más de 2.000 pieces y foi la única fábrica del norte d'España hasta la creación n'Eibar de BH (1923) y Orbea (1926).  Dende 1930 tamién funcionó n'Uviéu, Industries Teide, onde se fabricaben y montaben bicicletes.

Na última sección de la esposición van amosase delles bicicletes profesionales rellacionaes con Asturies: la Olmo, cola que trunfó Marino Lejarreta na primer xubida a Los Llagos de la Vuelta a España en 1983; la Pinarello qu'utilizó Miguel Indurain na so última participación como profesional na Vuelta 1996 o la Gios cola que Chechu Rubiera ganó Los Dolomites.  

Valora este artículo

14 votos
Comentarios

Un sieglu de bicis peles carreteres d'Asturies