Esta es la verdadera Asturias vaciada

El listado final de pueblos  beneficiarios se distribuye por 49 concejos. Solo seis tienen más de 5.000 habitantes

Si usted vive en Candanosa de Bustefollado, Villayón; en Cabañiellas, Tineo; en Tanda, Ponga; en Taborcías, Valdés; en Xomezana Baxo, Lena; o en Duyos, Caravia, debe saber que reside en uno de los más de 2.500 pueblos de Asturias que están a punto de ser declarados zonas rurales en riesgo de despoblación y que podría beneficiarse de algunas de las deducciones fiscales que el Principado pondrá en marcha, con carácter retroactivo, a fecha 1 de enero de 2020. La Consejería de Hacienda acaba de sacar a exposición pública esta resolución en la que lleva meses trabajando y que ya está prevista en los presupuestos regionales aprobados en diciembre. El listado provisional, sujeto a modificaciones si se producen alegaciones, incluye 2.572 poblaciones repartidas en 49 concejos, de los que únicamente seis tienen más de 5.000 habitantes inscritos en su padrón municipal. El municipio con más localidades incluidas en este mapa de la Asturias vaciada es Tineo.

El análisis del decreto

El objetivo de la resolución, tal y como explica, consiste en «reforzar las políticas de lucha contra la despoblación en áreas rurales susceptibles de especial protección actuando en tres líneas claramente diferenciadas: fomentar la natalidad en las zonas rurales en riesgo de despoblación, y en particular, aumentar el tamaño de las unidades familiares». Las herramientas elegidas suponen bonificar los nacimientos para el segundo hijo y sucesivos, ya sean nacidos o adoptados, incentivar el alta de trabajadores por cuenta propia o autónomos cuya residencia se sitúe en esos territorios con mayor sangría demográfica y compensar económicamente el sobrecoste en los desplazamientos que han de asumir los contribuyentes que residen en esas zonas rurales, habitualmente muy dispersas. El coste conjunto de las tres deducciones se estima en aproximadamente 850.000 euros, con un impacto presupuestario que se diferirá hasta 2022. 

No tiene, en cambio, impacto en materia de género, tal y como matiza la propia resolución. El Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas es un tributo de carácter personal y directo que grava, según los principios de igualdad, generalidad y progresividad, la renta de las personas físicas. Las tres deducciones autonómicas no diferencian en función del sexo del beneficiario, es decir, se aplicará por igual a hombres y mujeres. De hecho, la propia deducción por nacimiento se prorrateará entre los progenitores y se aplicará igualmente en los supuestos de adopción, lo que garantiza que el beneficio fiscal sea positivo para cualquier estructura familiar. El estudio previo realizado entre los potenciales beneficiarios no ha encontrado que las bonificaciones se vayan a concentrar en uno u otro sexo.

El mapa

El análisis del listado adjunto de localidades beneficiarias incluye a esos 2.572 pueblos repartidos en 49 concejos. Solo seis de ellos tienen más de 5.000 habitantes, una de las limitaciones que se había establecido como criterio pero que sufrió alguna corrección en función de la dispersión y de la densidad de su población. Esas seis excepciones son Aller, Cangas del Narcea, Lena, Piloña, Tineo y Valdés. Se da precisamente la circunstancia de que son los municipios con más zonas rurales incluidas. Se lleva la palma Tineo, con 284; seguido de Cangas del Narcea, con 258; Salas, 172; Piloña, 161; y Aller, con 145. 

Si se da la vuelta al listado y se analizan los concejos con menos pueblos incluidos, se encuentra que Ribadedeva tiene solo uno, en concreto, Vilde. Degaña, le sigue con tres. Yernes y Tameza cuenta con cuatro; Sobrescobio, con cinco y con seis empatan Sariego, Cabrales y Onís. 

En un mapa en el que la sangría demográfica se pintara en rojo, el suroccidente quedaría completamente cubierto y del noroccidente, tan solo se salvarían Tapia de Casariego, Coaña y Navia. Toda la frontera con León quedaría señalada con la única excepción de Cangas de Onís. El área central metropolitana de Asturias, ese viejo proyecto que cíclicamente retorna a la actualidad, emerge con claridad, con gran parte de las cuencas mineras incluidas. El oriente del litoral, el más turístico, y una parte importante de la Comarca de la Sidra, también quedan fuera de ese anillo que separa la Asturias vaciada y pobre, porque su nivel de renta también está por debajo de la media regional

Comentarios

Esta es la verdadera Asturias vaciada