Un veterano que debuta en el Tartiere

El delantero nigeriano Uche es uno de los jugadores con mejor currículum de toda la categoría

Ikechukwu Uche
Ikechukwu Uche

Oviedo

En enero de 2014, el periodista Abel Rojas, de la web Ecos del Balón, escribía un artículo en el que hablaba de lo mucho que Ikechukwu Uche impresionó a todo el mundo cuando se dio a conocer en el Recreativo de Huelva. El nigeriano era un jugador con un físico bestial, capaz de ganar los duelos individuales a prácticamente todos los rivales. A su gran explosividad y rapidez, se le unía una técnica nada desdeñable. Y encima tenía gol.  Uche parecía de verdad un jugador llamado a formar parte de la élite europea.

Tras pasar por varios clubes españoles, el nigeriano debutó en la LFP en 2001, con el Racing de Ferrol, por entonces en Segunda División. En la temporada 02/03, curso en el que el Racing descendió, Uche jugó 24 partidos y anotó 2 goles. Como anécdota, su primer gol en el fútbol profesional fue ante el Real Oviedo, en A Malata, en un partido que acabó con empate a unos.

Una vez acabada la temporada, Uche fichó por el club que le daría a conocer en España: el Recreativo de Huelva. En el Decano jugó cuatro temporadas. En las dos primeras, el Recreativo acabó la temporada en rondando los puestos de ascenso. Por su parte, Uche marcó 11 goles en la primera y 12 en la segunda. Fue entonces cuando llegó Marcelino García Toral. El técnico asturiano dirigió al Recre en la temporada 05/06, completando un curso de ensueño y consiguiendo el ascenso a Primera División. Pese a las lesiones (una constante en su carrera), el delantero nigeriano anotó 20 goles en 28 partidos, proclamándose pichichi de la categoría y pieza clave en el ascenso. En las tres temporadas que Uché jugó en Segunda en El Colombino, anotó un total de 42 goles. Y lo hizo con 19, 20 y 21 años.

Si la 05/06 fue una temporada histórica para el Recre, la 06/07 no anduvo lejos. Los de Marcelino fueron la revelación de la categoría. Con un juego ofensivo y con nombres como Santi Cazorla, Sinama Pongolle, Viqueira, Jesús Vázquez o el propio Uche, los onubenses acabaron el curso en octava posición, a seis puntos de los puestos que daban acceso a la Copa de la UEFA. Cabe recordar la histórica victoria de aquella temporada del Recre en el Bernabéu. Los de Marcelino endosaron al Real Madrid un espectacular 0-3, con exhibición incluida de Uche. El nigeriano redondeó su actuación con un increíble gol,  en una jugada en la que dejó sentado, nada más y nada menos, que al Balón de Oro de ese mismo año, el defensa italiano Fabio Cannavaro.

Tras esta temporada, Uché fichó por el Getafe. Allí estuvo dos cursos, el 07/08 y el 08/09, pero jugando a un nivel menor de lo esperado. Salió del Coliseum y recaló en el Real Zaragoza, que pagó 5.5 millones por sus servicios. En la segunda jornada de la 09/10, en un Sevilla-Zaragoza, Uche se rompió el ligamento cruzado anterior de su rodilla izquierda. Tras volver, el delantero se rompió el menisco de la misma rodilla en la pretemporada del verano de 2010. El nigeriano pasó otra vez por el quirófano y volvió a jugar en febrero de 2011.

Después de este calvario de lesiones, el Villarreal lo ficha, pero lo cede al Granada. Tras una temporada discreta en la que solo anota tres goles, Uche vuelve al Villarreal, que en el curso anterior había bajado a Segunda División. Tras un inicio de curso muy irregular, Julio Velázquez es despedido y el club castellonense ficha a Marcelino. Seis años después, el técnico asturiano y Uche se reencontraban. El Villarreal empezó a funcionar y acabó ascendiendo sin problemas, con Uche anotando 14 goles y siendo el máximo goleador de su equipo.

Allí estuvo dos temporadas más a las órdenes de Marcelino, sin duda el técnico más influyente de su carrera. Dos temporadas en Primera en las que Uche anotaría 19 goles. Ahora, tras una efímera aventura en el Tigres mexicano y unos cuantos partidos con el Málaga la temporada pasada, Uche está de vuelta en LaLiga123.

El Nàstic anunciaba en agosto la contratación del delantero nigeriano, que llegaba libre tras finalizar su contrato con el Tigres. El estado físico de Uche era una incógnita, pero poco a poco, Vicente Moreno le está empezando a sacar partido. Ya no tiene la velocidad de antaño, pero sigue siendo un delantero muy a vigilar en Segunda División. Sin hacer mucho ruido, ya lleva 4 goles, el último la pasada jornada. El domingo, en lo que será su primer partido en el Carlos Tartiere, los hombres de Hierro tendrán la misión de frenar a Ikechukwu Uche.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Un veterano que debuta en el Tartiere