Las notas del Oviedo: Ocho minutos fatales enterraron una buena media hora

Los de Anquela salieron bien al encuentro pero el Zaragoza revertió la situación con demasiada facilidad, dominando luego el segundo tiempo

Alineación del Oviedo ante el Zaragoza
Alineación del Oviedo ante el Zaragoza

Oviedo

El once: 

Juan Carlos: 6. Partido que refleja lo que puede dar y lo que puede quitar. En el primer tiempo se le vio nervioso y el Tartiere lo notó. Puede hacer más en el gol de Zapater. Luego, salvó el empate en el segundo tiempo parando varios manos a mano. 

Cotugno: 5. Le tocó estar pendiente de las diagonales de Toquero y no sufrió demasiado. Como el equipo, mejor en el primer tiempo que en el segundo. 

Verdés: 3. Tenía junto a Carlos una prueba de fuego y se notó desde el primer minuto. Borja Iglesias los dominó y estos respondieron con faltas constantes, como la del valenciano que supuso el gol de Zapater. 

Carlos Hernández: 3. Lo mismo que Verdés. Iglesias les sacaba de su zona para ir a recibir y no podían con él. En el segundo tiempo se plantó varias veces ante Juan Carlos a base de desmarques. 

Christian Fernández: 3. La posición de Febas y las subidas de Delmás le volvieron loco. Vio una amarilla (justa) tempranera y eso le lastró. Pudo marcar el 2-0 en un córner. 

Folch: 4. Mal encuentro del mediocentro catalán. Su primera media hora fue buena pero luego se evaporó junto al equipo. No encontró líneas de pase y Zapater y Eguaras ganaron la batalla en la medular. 

Forlín: 6. El argentino jugó sus primeros minutos en Liga y completó un encuentro bastante fiable. Actuando de pivote, oxigenó el juego en varias ocasiones con aperturas al primer toque, acabando el encuentro con un 85% de acierto en pases. 

Pucko: 4. Primera titularidad en Liga para el esloveno. Se le vio activo en los primeros instantes pero desapareció después en la banda derecha. Poco vertical y fallón en los controles. 

Aarón Ñíguez: 7. El mejor carbayón de la noche. Lideró la tormenta perfecta de la primera media hora, gol de falta incluido, y se sintió cómodo a la espalda del doble pivote maño. En el segundo tiempo estuvo demasiado solo. 

Saúl Berjón: 4. No fue su día. Combinó bien con Aarón al principio pero no se le vio mucho más. Aun así, su cambio fue difícil de entender, ya que era de los pocos que podía revertir la situación tras el descanso. 

Toché: 5. Trabajador y sacrificado en la presión, siempre está ahí. Remachó un balón suelto en el 2-0 y le complicó la vida varias veces a Cristian Álvarez, portero del Zaragoza. Poco pudo hacer en el segundo tiempo. 

Desde el banquillo:

Owusu: 4. Anquela lo usó como primer revulsivo y no estuvo a la altura. Perdido en la banda derecha y poco preciso con el balón cuando tuvo la oportunidad de entrar en juego. 

Rocha: 5. Entró por Pucko a 20 minutos del final, formando un trivote para tapar la sangría que estaba realizando Eguaras con sus pases verticales. No estuvo mal. 

Mossa: 5. Volvió a salir para actuar de extremo y así formar un doble lateral en la izquierda. En 15 minutos, y con el Oviedo ya dominado, puso más centros que sus compañeros en todo el partido. Debe jugar más. 

Valora este artículo

9 votos
Comentarios

Las notas del Oviedo: Ocho minutos fatales enterraron una buena media hora