Cuatro de los seis perros del ataque en Arniella estaban sueltos en la finca

La Guardia Civil confirma los cierres de la parcela están en condiciones y que no había quejas previas sobre la conducta de los canes, de los que solo uno está identificado

Uno de los perros de la finca de Arniella donde se produjo el ataque
Uno de los perros de la finca de Arniella donde se produjo el ataque

Cuatro de los seis perros de la finca de Arniella (SIero) donde ayer halló la muerte un vecino de 87 años estaban sueltos en el momento del ataque que costó la vida a Evangelista Canto Díaz. Según informaciones de la TPA que citan a fuentes de la investigación que realiza la Guardia Civil sobre el terreno, los animales se encontraban en cualquier caso dentro de los límites de la propiedad, cuya verja y cierres se ha comprobado que estaban en condiciones adecuadas. Asimismo, fuentes de la Benemérita han confirmado que no existían quejas ni denuncias previas sobre el comportamiento de los animales por parte de los vecinos de la pequeña aldea sierense.

La Guardia Civil, que ya ha tomado declaración al dueño de los perros, ha informado también de que todos ellos estaban en buenas condiciones, pero solo uno había sido debidamente identificado. Después de prestar declaración, el dueño de la finca se la limitado a manifestar que ahora se espera al examen de los perros por parte del veterinario para proceder a su puesta en cuarentena.

Evangelista Canto falleció ayer en el Hospital Central de Asturias después de sufrir, poco antes del mediodía, un ataque especialmente feroz de los perros cuando acababa de entrar en la parcela de su propietario, amigo al que solía visitar con frecuencia.

Valora este artículo

5 votos
Comentarios

Cuatro de los seis perros del ataque en Arniella estaban sueltos en la finca