Un año de cárcel por un accidente minero en Tineo

Dos acusados aceptan la condena por inclumplir las medidas de seguridad

Mina de Pilotuerto
Mina de Pilotuerto

Tineo

Dos acusados por un accidente laboral con cuatro heridos ocurrido en julio de 2009 tras una detonación controlada de explosivos en una mina de Tineo han reconocido los incumplimientos de las medidas de seguridad y han aceptado una pena de un año de prisión, a sustituir por el pago de una multa de 2.880 euros.

El accidente ocurrió sobre las 23 horas del 8 de julio de 2009, en las inmediaciones de la boca del túnel de la mina de carbón Pilotuerto (Tineo), donde se estaba realizando, como labor de preparación, el avance de un túnel descendente, según el proyecto Túnel Pozo Plano de Pilotuerto, aprobado por la Consejería de Industria por resolución de 22 de octubre de 2008.

Tras la voladura realizada sobre las 22.40 horas en el túnel, y habiendo sobrado unos 30 kilogramos de explosivo Goma 2 ECO, se dispuso la destrucción del explosivo por combustión tras haber retirado los detonadores, operación realizada por un artillero 1, trabajador de la empresa.

En una caseta próxima, desde donde se podía ver la combustión, se encontraban en el momento de producirse la detonación, cuatro trabajadores, tanto de la misma empresa como el vigilante de seguridad adscrito a otra empresa, quienes resultaron alcanzados por la onda explosiva.

El accidente se debió al incumplimiento de las medidas de seguridad previstas en el documento de seguridad y salud correspondiente al proyecto del túnel, tal y como han reconocido los acusados.

Entre otros incumplimientos, han admitido que «en vez de realizar en un lugar apartado la maniobra, el explosivo se quemó en la plaza de la mina con instalaciones de todo tipo en las proximidades, y no se dispuso de lecho de material combustible para los cartuchos, sino que estos fueron colocados directamente sobre el suelo», según ha confirmado la Fiscalía del Principado de Asturias.

Los acusados han reconocido igualmente que «no se colocaron los cartuchos en filas separadas, sino que se amontonaron en varias capas» además de que «el personal no se alejó del lugar de combustión, sino que se quedaron a menos de 10 metros de distancia».

La Fiscalía ha asegurado que esta forma de actuar no fue un hecho puntual, sino que se venía realizando «como práctica habitual, que ponía en situación de riesgo al resto de los trabajadores de las empresas».

Uno de los acusados era el director facultativo de la explotación y, por razón de su cargo, era el máximo responsable y estaba obligado al cumplimiento de la normativa de seguridad.

«Pese a ello, toleraba que la destrucción de explosivos se llevara a cabo incumpliendo las medidas de seguridad previstas en el documento de seguridad y salud correspondiente al proyecto del túnel», ha sostenido la Fiscalía.

El otro acusado era un técnico y era el responsable de la ejecución del túnel, pero, según ha explicado la Fiscalía, «permitía que la destrucción de explosivos se llevara a cabo incumpliendo las medidas de seguridad previstas en el documento de seguridad y salud correspondiente al proyecto del túnel».

La Fiscalía ha aplicado la atenuante de dilaciones indebidas, ya que el procedimiento estuvo paralizado de forma injustificada durante un tiempo.

Cada uno de los acusados aceptó una pena de un año de prisión e inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena, la pena de prisión a sustituir por el pago de una multa de 2.880 euros, y el pago de las correspondientes indemnizaciones, de las que responderán de forma directa las compañías aseguradoras y de forma indirecta las empresas responsables.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Un año de cárcel por un accidente minero en Tineo