Microorganismos para recuperar suelos contaminados con arsénico

Un proyecto liderado por la Universidad de Oviedo analiza cómo descontaminar terrenos con plantas


Mieres

La Universidad de Oviedo, la Consejería de Infraestructuras y la empresa asturiana de ingeniería medioambiental Sogener han desarrollado un proyecto pionero para la recuperación de terrenos contaminados por arsénico y metales pesados, a través del empleo de microorganismos y plantas.

Según explica la institución académica en una nota de prensa, los investigadores han experimentado en El Terronal (Mieres), Nitrastur (Langreo) y Olicio (Cangas de Onís). Las tres ubicaciones se encontraban abandonadas desde hace décadas y habían contado con actividad industrial y minera.

El presupuesto del proyecto I+DARTS ascendió a 878.639 euros, de los que la mitad procedieron de financiación a través del programa LIFE de la Unión Europea. La institución académica ha liderado el proyecto desde el campus de Mieres.

Los investigadores utilizaron hasta siete tecnologías de descontaminación en parcelas piloto, entre las que, por su efectividad, la Universidad de Oviedo destaca cuatro: la fitoextracción asistida (empleo de plantas para remover metales desde el suelo, transportarlos y concentrarlos como biomasa), el lavado de suelos para la eliminación de los contaminantes, la fitoestabilización (uso de plantas para minimizar la movilidad del metal en el suelo contaminado por medio de la acumulación en las raíces) y la utilización de nanopartículas para su inmovilización.

El objetivo de I+DARTS es «perfeccionar el uso de técnicas de recuperación biológicas que permitan hacer más sostenible ambientalmente y asumible desde el punto de vista económico la descontaminación de grandes parcelas industriales».

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Microorganismos para recuperar suelos contaminados con arsénico