Casi la mitad de los pueblos deshabitados de Asturias están en las cuencas

Las comarcas del Caudal y del Nalón tenían 334 núcleos varios en 2015, medio centenar más que hace una década

Los Fornos, en San Martín del Rey Aurelio
Los Fornos, en San Martín del Rey Aurelio

Mieres

Uno de cada cinco pueblos de las cuencas está deshabitado y en el cómputo general de la región suponen casi la mitad de las localidades sin vecinos de Asturias. Así se desprende de los datos del Padrón Municipal de Habitantes correspondiente a 2015 elaborado por la Sociedad Asturiana de Estudios Económicos e Industriales (Sadei), datos que indican que de los 696 núcleos vacíos que había en la región el pasado año, 334 están en las comarcas del Nalón y del Caudal, lo que en términos porcentuales supone, concretamente, un 48%. Además, si se comparan estos datos con los de 2006, la cifra de pueblos sin habitantes ha crecido en medio centenar en una década.

Ésta despoblación del casi 20% de las unidades poblacionales de las comarcas mineras, que en 2015 tenía contabilizadas 1.720, son los efectos secundarios de la sangría demográfica que están viviendo las cuencas desde que comenzara el declive industrial y minero en estos territorios. El éxodo rural hacia los núcleos urbanos en busca de más servicios y el envejecimiento de la población son otras causas de la descapitalización de pueblos que en otros tiempos rebosaban vida.

Desglosando los datos por comarcas, es la del Caudal la que según el Padrón Municipal de Habitantes 2015 tenía más núcleos deshabitados, al contabilizarse 218, frente a los 167 que se desprenden del Padrón de 2006. Una situación diferente presenta la comarca del Nalón, que en esa década sólo sumó una localidad sin vecinos, pasando de los 115 de 2006 a los 116 del pasado año. Por tanto, la despoblación la ha sufrido en mayor medida la zona del Caudal y, concretamente, el concejo de Mieres, con 132 unidades poblacionales sin habitantes según los datos referentes al pasado ejercicio. Además, fue el concejo que experimentó un mayor crecimiento de pueblos deshabitados, ya que hace diez años tenía 80 pueblos con cero vecinos.

De la comarca del Nalón es San Martín del Rey Aurelio el concejo que tiene más núcleos sin habitantes. En total 50 de los 285 que tiene contabilizados. Por detrás está Lena con 40 pueblos vacíos, Langreo con 30, Aller con 35, Laviana con 25, Riosa con 9 y Morcín y Sobrescobio con 2. El único municipio, según los datos de Sadei, que no tiene unidades poblacionales sin habitantes es Caso, que década a década mantiene todos sus núcleos con gente empadronada.

La explicación a la despoblación de muchos de estos núcleos la daba el director del Centro de Cooperación y Desarrollo Territorial de la Universidad de Oviedo (CeCodet), Fermín Rodríguez, a colación del descenso de Mieres de los 40.000 habitantes. El mismo señalaba que «a muchos de los pueblos los mantuvo la minería de montaña y en ellos hay muchas casas de autoconstrucción», y es que la cifra de población de las comarcas mineras llegó a ser tan elevada cuando la minería estaba en pleno apogeo que «se habitó hasta lo que era malo para habitar porque nunca da el sol». Así, una vez que el empleo ha desaparecido de según qué zonas, también se han ido quedando núcleos vacíos.

Pero ante tanto dato desalentador, el Padrón Municipal de Habitantes de 2015 de Sadei también presenta alguna cifra alentadora. Algunos concejos de las comarcas mineras han revertido la tendencia de despoblación de sus núcleos rurales, como es el caso de Laviana, que si hace una década tenía 29 núcleos sin vecinos, durante el pasado ejercicio la cifra era de 25. El alcalde de Laviana, Adrián Barbón, explicaba durante la entrevista concedida hace unos meses a LA VOZ DE ASTURIAS los esfuerzos que dedica la administración local a evitar el abandono de los pueblos, y destacaba la medida puesta en marcha por el Consistorio para bonificar en el Impuesto de Construcción a aquellas personas que hicieran o reformaran una casa en la zona rural y se empadronaran en ella como primera vivienda, una bonificación que superaba el 90%.

Otros concejos que han mejorado la cifra de unidades poblacionales vacías, aunque levemente, han sido Lena y Riosa, que contabilizan cada uno un pueblo sin habitantes menos.

Cuando los vecinos son contados

Y las cuencas tienen 334 núcleos sin ningún vecino empadronado, pero tienen muchísimos más en los que los vecinos son contados. El Padrón Municipal de 2015 indica que en 1.181 localidades de las comarcas del Nalón y del Caudal hay entre 1 y 50 habitantes. El ranking por concejos lo encabeza nuevamente Mieres con 321 pueblos con medio centenar de personas o menos, San Martín del Rey Aurelio tiene 215 núcleos en esa situación, Langreo 192, Laviana 128, Lena 113, Aller 112, Morcín 55, Riosa 33, Caso 9 y Sobrescobio 3. La cifra de localidades con 50 personas empadronadas o menos también se ha visto incrementada desde 2006, cuando eran 1.151 pueblos los que se encontraban encuadrados en ese tramo de número de habitantes.

Valora este artículo

12 votos
Comentarios

Casi la mitad de los pueblos deshabitados de Asturias están en las cuencas