«Carlos Fuentes es descuidado con la gramática»

Concepción Company, miembro de la Academia Mexicana de la Lengua, abre el debate de los autores con incorrecciones

.

Guadalajara / La Voz

El placer de la lectura. Salón 4. Planta baja. Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL). Charlaban la poetisa mexicana Myriam Moscona, el periodista y dramaturgo brasileño Bernardo Carvalho, el autor vasco Kirmen Uribe, el escritor chileno Álvaro Bisama y la lingüista Concepción Company, miembro de Academia Mexicana de la Lengua. Moderaba el escritor y columnista Fabrizio Mejía Madrid. Todo transcurría por la senda de las vivencias, las referencias, los autores... Hasta que Company preguntó a los creadores qué valor le daban ellos a la lengua, al medio que utilizaban para su obra. Porque señalaba que en la academia, los gramáticos y escritores debatían sobre algún autor «descuidado», y que los últimos, «que son más», lo justificaban siempre que «tuviera algo que decir». ¿Descuidado? ¿Quién? Se preguntaban los contertulios. «Carlos Fuentes», lanzó Company. Ni más ni menos que uno de los símbolos de la FIL. Paul Auster acaba de recibir la medalla Carlos Fuentes.

Mejía Madrid respondió que hay autores «perfectos en el descuido». Pero Company insistió en que ella no se refería a cabos sueltos de la trama. No. «Carlos Fuentes es descuidado con la gramática y la sintaxis. Sucede incluso con La región más transparente, que es una obra de culto», dijo.

Bisama se mostró más flexible en aras de la literatura. Parecía que en la sala se estaba transitando hacia el debate entre la ortodoxia de la norma y la libertad creativa. Pero Company no cedió. «A mí me encanta Cortázar. Y él se atrevió con cosas que no tenían precedente. Como usar la palabra pelirrojamente», comentó. «¿Y eso está mal?», le preguntaron sus compañeros. «Eso es una joya, una exquisitez. Por tradición, Judas es pelirrojo; las prostitutas son pelirrojas. Y Cortázar construye un adverbio con ese adjetivo. Eso sí es ser transgresor», afirmó.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

«Carlos Fuentes es descuidado con la gramática»