«La luna de miel con las redes sociales ha terminado»

«Las redes sociales han hecho mucho mucho daño, pero también han dado cosas muy buenas, como hacer Periodismo con poco dinero», explica Alma Guillermoprieto, Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades, en un seminario con periodistas

La Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades, Alma Guillermoprieto, durante el seminario de periodismo en el Niemeyer
La Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades, Alma Guillermoprieto, durante el seminario de periodismo en el Niemeyer

Redacción

La Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades, y periodista mexicana, Alma Guillermoprieto, ha departido sobre su experiencia profesional en un seminario con periodistas de toda España, celebrado en la Torre Mirador del Niemeyer, en Avilés. Guillermoprieto ha repasado las cualidades que debe tener un buen periodista, y ha destacado la «curiosidad y el romanticismo» como dos elementos clave a la hora de dedicarse al mundo del reporterismo. La mexicana también ha conversado sobre la importancia de las redes sociales en la profesión periodística, y la forma en que estas han cambiado la forma de hacer periodismo. «La luna de miel con los medios sociales ha terminado».

«El día en que esta profesión no te provoque ilusión, curiosidad, es hora de cambiar de trabajo. El reporterismo, en muchas facetas, es igual que la fotografía: tiene un componente autobiográfico. El buen reporterismo se hace con lo que uno ve. Por ello es clave conocerse a uno mismo. Si uno sabe quién es, puede hacer buen reporterismo», ha comentado la periodista mexicana.

Según Gullemoprieto, una de las cuestiones que subyace a la propia profesión, y que se debe tener en cuenta a la hora de tomar decisiones, es la ética. «Para toda literatura, el sentido ético es fundamental. La literatura es palabra y ética. El sentido ético debe prevalecer en todas la decisiones que tomes a lo largo de tu carrera», defiende.

Las redes sociales fue otro tema a debate en el seminario, y sobre el que la mexicana lanzó varios mensajes de esperanza a la hora de explotar el potencial periodístico de las mismas. «La luna de miel con los medios sociales ha terminado. Es cierto que las redes sociales han hecho mucho daño, pero al mismo tiempo permiten hacer periodismo con poco dinero. Hay personas de El Salvador que a través de Internet hacen un gran trabajo periodístico, con corresponsales en todo el país, y con una página web muy cuidada», explica Guillermoprieto, que considera que «nos asustamos tanto (los periodistas) cuando llegaron las redes sociales que nos volvimos impotentes y lo dimos por perdido todo desde el primer momento». La periodista se muestra optimista cuando se le pregunta sobre otro de los campos de batalla del periodismo actual: las «fake news». Considera que el fin de estas noticias falsas es próximo, y que estas caerán por su propio peso. 

Respecto al papel que juegan los periodistas en la sociedad, la galardonada mexicana no cree que los reporteros cambien el mundo por sí solos. «Yo no escribo para que el mundo de mañana sea mejor, sino para dar constancia de cómo es hoy. Dejar un legado que permita a las generaciones venideras conocer cómo era el mundo de forma que aprendan de los errores pasados», defiende Guillermoprieto.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

«La luna de miel con las redes sociales ha terminado»