La controvertida historia detrás de «The Crown»: ¿realidad o ficción?

B. Pallas REDACCIÓN / LA VOZ

CULTURA

Voces críticas del Reino Unido acusan a la serie de Netflix de distorsionar la verdad al reflejar los años más controvertidos de la familia real con el matrimonio de Carlos y Diana

23 nov 2020 . Actualizado a las 20:32 h.

Si aceptamos a Google como termómetro definitivo del interés popular, es fácil ver cómo The Crown ha disparado el ansia del público por conocer más detalles acerca de quién fue realmente la malograda princesa Diana. Desde que se estrenó la cuarta temporada de esta serie mimada por Netflix como su propia joya de la corona, las consultas sobre Diana Spencer en este motor de búsqueda se han incrementado de forma exponencial. Lo mismo ha ocurrido con las preguntas de los internautas sobre Margaret Thatcher, el otro gran personaje que se introduce en los nuevos episodios, ambientados a finales de la década de los setenta en el Reino Unido.

Ocurre con The Crown lo mismo que con gran parte de las series que entran en detalles tan precisos que humanizan a los grandes personajes de la historia: el espectador quiere conocer cuáles de los hechos relatados ocurrieron en realidad y cuáles son licencias creativas del autor. ¿Era buena la relación entre Thatcher e Isabel II? ¿Ocurrió realmente la «prueba Balmoral»? ¿Rompió Carlos con Camilla antes de la boda? 

The Crown se desarrolla en la fina línea que separa la realidad de la ficción. Frente a los múltiples telefilmes que han abordado la historia de la familia real y el triángulo amoroso más célebre de la historia con evidente sensacionalismo, la diferencia que establece esta serie de Peter Morgan es su calidad y su exhaustiva documentación, lo que se traduce también en credibilidad.