«Ginny y Georgia»: Una adolescente con una madre muy peculiar

Una joven y su hija de quince años buscan su lugar en el mundo en la serie que llega a Netflix


Redacción / La Voz

«Somos como Las chicas Gilmore, pero tetudas». Esa es una de las primeras frases del tráiler de Ginny y Georgia y la dice la última, una joven madre con una hija adolescente que la mayoría de las veces parece mucho más madura que su progenitora que puede verse en Netflix.

Las similitudes con la historia de Lorelai y Rory, que la plataforma resucitó hace unos años para gran satisfacción de sus miles de fans, son muchas, aunque esta ficción va hacia más hacia el drama, sin perder lo toques de humor. Las protagonistas en esta ocasión son Ginny, de quince años, y su madre Georgia, que la tuvo a esa edad y que trata de buscar un lugar donde echar raíces. Ginny Miller se presenta como una adolescente angustiada y torpe, que a menudo se siente más madura que su madre treintañera, la irresistible y activa Georgia Miller. Después de años dando tumbos de aquí para allá, Georgia desea con toda su alma echar raíces en la pintoresca Nueva Inglaterra y darle a su familia lo que nunca ha tenido: una vida normal. Pero no todo es compartir el coche y tomar kombucha; el pasado amenaza a Georgia y su nueva vida y ella hará lo que sea para proteger a su familia.

En su nuevo destino Ginny deberá adaptarse a un nuevo instituto, nuevas amistades y a que muchos de sus compañeros se acerquen a ella para intentar tener algo con su madre.

Las protagonistas son Antonia Gentry, Ginny, que debuta en un papel principal, y Brianne Howy, que se mete en la piel de Georgia.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

«Ginny y Georgia»: Una adolescente con una madre muy peculiar