Villeneuve y Spielberg revitalizan dos clásicos, «Dune» y «West Side Story»

MIGUEL ANXO FERNÁNDEZ

CULTURA

Steven Spielberg revisa el filme musical «West Side Sory», que ya era una adaptación de un espectáculo de Broadway.
Steven Spielberg revisa el filme musical «West Side Sory», que ya era una adaptación de un espectáculo de Broadway.

Ambos filmes llegarán a las salas un año después de aplazarse su estreno por el covid-19

24 ago 2021 . Actualizado a las 08:59 h.

Se hizo en alguna ocasión, pero es inusual que dos grandes del cine presente se dispongan a estrenar sendos filmes que revisan otros rodados años atrás. Dos películas, en este caso, que, cada una a su manera, permanecen fuertemente fijadas en la memoria cinéfila. Se trata, nada menos, de Steven Spielberg y Denis Villeneuve. Spielberg echa su mirada sobre West Side Story -cuyo estreno está previsto en España para el 10 de diciembre-, una cinta que en 1961 ya adaptaba el musical presentado en Broadway cuatro años antes y dirigida por el bailarín y coreógrafo Jerome Robbins -que trabajaba el libreto de Arthur Laurents- de la mano del realizador Robert Wise. Además se llevó diez Óscar en la gran fiesta de Hollywood. Villeneuve regresa sobre Dune -que llegará a las salas españolas el 17 de septiembre-, la novela de Frank Herbert publicada en 1965 y que David Lynch versionó en 1984. Y con la que también coqueteó a mediados de la década de los 70 el excéntrico artista chileno Alejandro Jodorowsky (lo cuenta Frank Pavich en el documental Jodorowsky’s Dune), un trabajo nonato que sin embargo se convirtió en mítica referencia para el género de la ciencia ficción, por las brillantes aportaciones visuales de genios como H. R. Giger y Moebius. Fue aquella de Lynch una casi tan maldita producción, que, filmada en México, acabó siendo su peor pesadilla, según él mismo confesó, una razón por la que sigue negándose a restaurar la versión original de cinco horas que el productor Dino de Laurentiis y su hija Raffaella le obligaron a dejar en 137 minutos.

En la parrilla de los Óscar

De ambos nuevos trabajos solamente se han difundido los tráileres y no hay todavía referencias críticas. Las dos producciones se vieron afectadas de lleno por el covid-19, provocando que tanto Fox y la Amblin de Spielberg como Warner y Villeneuve Films prefirieran retrasar su estreno hasta que el público pudiera regresar en condiciones de normalidad a la pantalla grande, lugar natural para el que idearon sus respectivos espectáculos y así garantizar la recuperación del coste de los proyectos, que se estima en 100 y 165 millones de dólares, respectivamente. Y de paso, claro, colocarlos en la parrilla de salida a los próximos Óscar.

Aunque por inercia se podría calificar como remake -nueva versión de otra película anterior, en el argot del sector-, en el caso de las obras de Spielberg y Villeneuve se tratarían realmente de reboot, una versión propia de un título anterior con variaciones que pueden afectar incluso a la fuente original, aquí un texto teatral y una novela.