LeBron James contra el monstruo

Los Cavaliers defienden el título ante los Warriors, convertidos en favoritos tras fichar a Durant


La Voz / Redacción

A los pocos días, el confeti y la fanfarria de los campeones Cleveland Cavaliers habían desaparecido de golpe. Parecía como si la última hazaña de LeBron James, conducir al equipo de su ciudad a su mayor logro remontando un 3-1 a los entonces campeones Warriors y sentenciando en casa ajena, hubiese sucedido años atrás. De repente, todo el mundo volvía a hablar de los Warriors por culpa del fichaje de Kevin Durant. Y sin comerlo ni beberlo, los Cavaliers pasaban de campeones a aspirantes en apenas un parpadeo, a meses del inicio de la NBA fijado para este martes (Movistar Deportes 1).

Porque así se dibuja el panorama de la nueva temporada, un duopolio entre los dos grandes equipos del momento: LeBron James contra el monstruo tetracéfalo de los Warriors, que sin perder a Stephen Curry, Klay Thompson ni Draymond Green añade a Kevin Durant, el mejor anotador de la última década, un prodigio de la evolución del baloncesto que suma su arsenal a un equipo que ya de por sí asusta por su potencial ofensivo.

El perfil de LeBron James

LeBron, camino de los 32 años pero castigado por una carrera tan brillante como extenuante que le ha llevado a las últimas 6 finales de la NBA, fue capaz de liderar a los Cavaliers a la hazaña del anillo con una actuación portentosa ante Golden State. Convertido ya en mito de su estado natal de Ohio, James está empeñado en perseguir la sombra de Jordan para apuntalar su legado. Le quedan 3 anillos para igualar al 23 de los Bulls, pero está a solo un MVP de la Liga del considerado mejor de todos los tiempos. En esa persecución del reconocimiento definitivo está empeñado LeBron, que liderará a unos Cavaliers continuistas, con Kyrie Irving y Kevin Love como escuderos, y con un completo reparto de veteranos secundarios (Chris Andersen y Mike Dunleavy como últimas adquisiciones).

El perfil de Steph Curry

De la suerte con las lesiones y los minutos de descanso que su banquillo cargado de años le dé a LeBron dependerán las posibilidades de los Cavaliers, favoritos casi únicos en la Conferencia Este para plantar cara a los Warriors. El equipo de Oakland pagó hace unos meses el cansancio de una campaña histórica (récord de victorias en la temporada regular) y los problemas físicos de un Curry que llegó con piernas de plomo a las finales. Ahora, el equipo de Steve Kerr cuenta con los tres mejores tiradores del campeonato en Curry, Durant y Thompson, y la NBA ve con pavor un quinteto capaz de anotar por encima de los 120 puntos sin problemas.

A cambio de hacer hueco a Durant, los Warriors han tenido que prescindir de piezas valiosas como Bogut, Barbosa, Ezeli o Barnes. Su banquillo ha perdido profundidad y su capacidad de rebote y defensa interior levantan sospechas. A favor de los Warriors: los grandes rivales en el Oeste han cedido un punto de nivel, con los Spurs, Thunder, Clippers o Grizzlies a priori lejos de ponerles en serios aprieto. Y es que la NBA, pese a gastar este verano 3.600 millones de dólares en fichajes, parece abocada a repetir la final de los últimos dos años.

Históricos en apuros y dos candidatos a convertirse en la gran sorpresa

A pesar del gasto desenfrenado de este verano, el panorama competitivo de la NBA no hace presagiar grandes sorpresas. Históricos como los Lakers, Bulls y Knicks despiertan curiosidad pero por distintos motivos: los angelinos, por un grupo joven que empieza a dar síntomas de crecimiento, con Ingram y D’Angelo Russell como atractivas puntas de lanza; los de Chicago, porque a pesar de fichar a Dwayne Wade y Rajon Rondo pueden repetir temporada fuera de play offs; los de Nueva York, por ver cómo se apañan con un equipo tan caro (Noah, Rose, Carmelo Anthony) como dudoso.

El perfil de Kevin Durant

En el Este, solo los Boston Celtics (reforzados con Al Horford, uno de los fichajes de más relumbrón este verano) y los Toronto Raptors parecen lo suficientemente sólidos como para plantar cara a los Cavaliers. Mientras, en el Oeste, del pelotón de San Antonio, Clippers, Memphis y Oklahoma se espera que salga el rival de los Warriors, con alguna ventaja para el equipo de Los Ángeles, cuyo grupo principal (Chris Paul, Blake Griffin, DeAndre Jordan y J.J. Redick) empieza a tener el reloj en contra.

Incógnitas y candidatos a MVP

¿Las incógnitas de la temporada? Desde cómo le irá a Atlanta con Dwight Howard, a los Houston Rockets de Mike D’Antoni, pasando por el rendimiento individual de dos candidatos a MVP como Paul George y Russell Westbrook, rabioso tras la salida de Durant de Oklahoma.

En lo que coinciden las predicciones es en señalar a dos equipos como candidatos a sensación de la temporada: los Utah Jazz y los Minnesota Timberwolves. El equipo del estado de los mormones ha ido cociendo en las dos últimas campañas un grupo de jóvenes de perfil bajo, con Rodney Hood, Gordon Hayward y Rudy Gobert como líderes. Y con la adquisición de veteranos como Boris Diaw y Joe Johnson quiere saltar al nivel de las 50 victorias.

Mientras, grandes expectativas se depositan en los Timberwolves. En su segundo año, Karl-Anthony Towns está considerado ya como uno de los 20 mejores jugadores de la NBA. Junto a Zach LaVine y Andrew Wiggins, conforman uno de los tríos más atractivos para los resúmenes. Dirigidos por Ricky Rubio (aunque los rumores de traspaso le cercan) y con Kris Dunn como candidato a novato del año, reforzados por uno de los entrenadores más prestigiosos de la Liga (Tim Thibodeau), Minnesota aspira a romper su racha de 12 temporadas sin play offs.

Comentarios

LeBron James contra el monstruo