«Hay personas que aún están en silla de ruedas porque se creyeron el primer diagnóstico»

Vic González fue declarado tetrapléjico tras un accidente en 2015. Dos años después luchará por una medalla en las Paralimpiadas


Redacción

Después de 25 años dedicados a lo que más le gustaba, el snowboard, en 2015 un accidente dejaba a Víctor González tetrapléjico. Vic, como le gusta que le llamen, se había lesionado las vértebras C5 y C6, y todavía recuerda que «los doctores le dijeron a mi madre que fuese adaptando la casa, porque no me iba a volver a mover de una cama». Hoy, solo dos años después, Vic es campeón de España de snowboard adaptado, ocupa el puesto número 4 en el ranking mundial y ya se prepara para luchar por una medalla en los Paralímpicos de invierno de 2018.

En medio de su preparación para el evento, Vic recibirá la Beca Desafíate que entrega la Fundación Grupo SIFU destinada a fomentar el deporte adaptado y dar oportunidades a cinco jóvenes en una situación similar. Para Vic tiene «especial importancia que la beca la dé una empresa con estos fundamentos de ayudar a personas con problemas similares al mío antes que una marca deportiva». Además, Vic creó hace unos meses la fundación No lo intentes, hazlo, y nos avanza que también está escribiendo un libro con el mismo título, un lema que para él «intenta ayudar a la gente a que no se crea el primer diagnóstico que da el médico. Es una lesión que dentro de 20 años será menos grave y fácil de operar». Vic se pone a sí mismo como ejemplo «cuando los médicos me dieron mi diagnóstico no imaginaban que yo iba a pasar seis horas al día en el gimnasio y después me iba a poner electroestimulación en casa. Hay gente que aún está en silla de ruedas porque se creyeron el primer diagnóstico».

Actualmente Vic se prepara para las Paralimpiadas de invierno de Pyeongchang 2018, en las que su plan está claro. «Mi objetivo es conseguir una medalla. Me esfuerzo mucho y aún tengo un amplio rango de mejora. En estos momentos dedico todo el tiempo que estoy despierto a conseguir el objetivo y traer una medalla para acá». A pesar de todo Vic es precavido y recuerda que «todo el mundo está dando el máximo, igual que yo. Tengo a todos los rivales fichados, veo en las redes sociales a los americanos y los holandeses en la montaña, en la nieve, con unos centros magníficos. Aquí ya se sabe, los recursos son menores. Pero seguimos esforzándonos en conseguir una medalla».

Sin embargo en Corea no acaban los planes de Vic. Para después de las Paralimpiadas, además de su libro, ya tiene pensados planes «con la fundación para llevar a gente con discapacidades a la montaña y que puedan hacer snowboard. Además en verano también queremos hacer surf con el material adecuado de seguridad». Víctor González, un deportista que no quiere ser ejemplo porque «me parece una palabra muy fuerte», pero que cuestionado sobre su generosidad añade: «cuando yo estaba en la cama, me hubiera gustado leer un libro como el que estoy escribiendo y que me dieron unos consejos que no me dieron».

Valora este artículo

7 votos
Tags
Comentarios

«Hay personas que aún están en silla de ruedas porque se creyeron el primer diagnóstico»