Alonso: «Sin los problemas de motor seríamos primero y segundo fácil»

Hamilton se llevó la pole en Bélgica


El español Fernando (McLaren-Honda), que arrancará undécimo este domingo en el Gran Premio de Bélgica, en el circuito de Spa-Francorchamps, declaró que «sin los problemas de motor» él y su compañero belga Stoffel Vandoorne serían «primero y segundo fácil». «No funcionó la batería y perdí seis décimas a causa de ese problema, iba dos décimas mejor que la vuelta anterior, por lo que hubiera estado en Q3 (tercer ronda de la calificación) sin problemas, pero bueno, ser el once con neumáticos nuevos a lo mejor nos da una mejor posibilidad», declaró el doble campeón mundial asturiano este sábado a las televisiones en Bélgica.

«Al final, pues mira, si llego a estar ahora en Q3 con un solo juego, optamos a noveno o décimo; y salir undécimo con neumáticos nuevos pues está mejor. Pero queríamos estar ahí», recalcó Alonso tras la cronometrada principal. «En cualquier caso, en general día positivo, en la Q2 estábamos a un segundo y medio. Sabiendo lo que perdemos en este circuito por el motor fácilmente estaríamos en primera y segunda posición», opinó el ovetense, que recibió ayudas pillando el rebufo de su compañero Vandoorne, que no se jugaba nada en pista, al estar sancionado con la pérdida de 65 puestos en parrilla por cambiar numerosas piezas de su unidad de potencia y por sustituir la caja de cambios de su monoplaza.

«Sí, ya lo teníamos planeado, la semana que viene va a ser al contrario, pero intentando aprovechar las dificultades que tenemos y sacar el lado positivo y sumar el máximo para el equipo», explicó Alonso, que explicó que hizo Pouhon -la segunda zona más rápida del circuito- a fondo. «Pasé ahora en el último intento, se podía pasar desde la Q1 (primera ronda), pero vas cogiendo confianza poco a poco. Es un circuito espectacular y con estos coches, con más agarre, mucho mejor», manifestó Alonso este sábado en el legendario circuito de las Ardenas.

Hamilton presiona al renovado Vettel igualando al 'Kaiser' en Spa

El inglés Lewis Hamilton (Mercedes) animó de nuevo el Mundial de Fórmula Uno al igualar este sábado en Spa-Francorchamps el récord de 'poles' de Michael Schumacher, horas después de que se anunciase la renovación de otro alemán, Sebastian Vettel -líder del certamen, con 14 puntos más que él- con la escudería con la que ganó cinco de sus siete títulos el 'Kaiser'. Hamilton, de 32 años, no sólo entró en la historia este sábado, al igualar una de las legendarias plusmarcas, la de 'poles' (68), de Schumacher, de 48, convaleciente aún del grave accidente de esquí que sufrió en diciembre de 2013 en Meribel (Francia). Lo hizo, además, a lo grande, batiendo el récord de vuelta en la mítica pista de las Árdenas, la más larga del Mundial, en la que relegó al segundo puesto a Vettel, cuyos cuatro títulos pretende igualar.

El excéntrico y espectacular campeón de Stevenage, que ya había sido el más rápido en los entrenamientos libres del viernes, no dejó escapar la oportunidad de emular a Schumacher en una de sus pistas 'talismán', en la que hace justo 25 años logró la primera de sus 91 victorias y en la que nadie ha ganado más veces que él (seis). Lewis mejoró cuatro veces el tiempo de Raikkonen y encabezó todas las tablas de tiempo de la calificación, en cuya segunda ronda (Q2) quedaron eliminados los españoles Fernando Alonso (McLaren-Honda) y Carlos Sainz (Toro Rosso). El doble campeón mundial asturiano (2005 y 2006, con Renault) saldrá undécimo, sin potencia, pero con ruedas nuevas y en espera de lluvia y condiciones climatológicas variables.

El madrileño, que suma 35 de los 39 puntos de Toro Rosso, en el mejor año de su carrera -en el que no está dando opción alguna a su compañero ruso Daniil Kvyat-, también esperará, desde el puesto 14, a que «pasen cosas» en una pista en la que muchas pueden suceder.

Comentarios

Alonso: «Sin los problemas de motor seríamos primero y segundo fácil»