Rubiales, orgulloso del apoyo de miembros de la RFEF investigados

Crisis en la Federación «Estar investigado no significa a estas alturas en este país nada», asegura el exdirigente de la AFE sobre los señalados en la Soule


madrid / la voz

«Me siento contento, afortunado y orgulloso de cada uno de los asambleístas que han decidido apoyarme». Con estas palabras despachó ayer Luis Rubiales una pregunta en la que se ponía en cuestión que buena parte de los apoyos con los que cuenta su candidatura para la presidencia de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) estén imputados en la operación Soule, que este verano llevó unos días a la cárcel a Ángel María Villar y con la que se destaparon algunas de las oscuras prácticas del fútbol español. Rubiales fue incluso un paso más allá en su defensa de estos asambleístas investigados: «Estar imputado no significa a estas alturas en este país nada», comentó. «No hay nada para suspenderles. Nada».

El hasta hace un mes responsable de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) aspira a la presidencia de la RFEF mediante una moción de censura fijada en principio para el 16 de enero. De superarla, algo de lo que está «absolutamente» convencido, se convertirá en el sucesor del suspendido Ángel María Villar.

Algunas voces lo acusan de ser el hombre de paja del todavía presidente, quien hace poco le habría ofrecido la vicepresidencia: «Tengo que desmentirlo. No iba a aceptar», dijo. Rubiales intentó pasar de puntillas sobre unas palabras del propio Villar acusándolo de traición al asegurar que cuatro meses atrás le estaba garantizando votos y ahora aspira a ocupar su puesto entrando por la puerta trasera. «Siempre hemos dicho que había independencia. Eso está ahí», comentó sin profundizar.

Rubiales presentó ayer su candidatura en Madrid con una cuidada puesta en escena. Irrumpió al son del Don’t Stop Me Now de Queen, la preferida de Miquel Iceta, acompañado del comentarista Michael Robinson, con quien mantuvo una pequeña tertulia a modo de introducción. Rubiales se presentó como el candidato futbolista, y a pesar de que en la actualidad no ocupa cargo oficial alguno, aseguró que recientemente había «hablado con FIFA y UEFA» sobre la posibilidad de que España se quede fuera del Mundial, algo que no se atrevió a descartar del todo.

No da explicaciones sobre si hubo o no agresión a la arquitecta de Valencia

Otro de los asuntos sobre los que Luis Rubiales se negó a arrojar algo de luz durante su presentación de ayer fue la reciente denuncia que presentó contra él la arquitecta que reformó su vivienda particular por una supuesta agresión: «Te puedo contestar de una manera sencilla, clara y directa. Soy una persona que siempre actúa con honestidad, con claridad y con los parámetros que marca la ley. Tengo toda la tranquilidad del mundo. Habrá situaciones y, cuando lleguen, las afrontaremos», se limitó a decir sobre esta causa abierta por el Juzgado de Instrucción 11 de Valencia.

La denuncia fue cursada el pasado mes de julio por un delito de lesiones. Según consta en la demanda, Rubiales y la mujer se enzarzaron en una discusión que acabó con el antiguo representante de los futbolistas españoles agrediendo a la profesional.

La celebración del juicio se encuentra a la espera de que esté listo un informe forense relacionado con las lesiones de la arquitecta por, según detalló su abogado al digital Lainformación.com, «un golpe en el costado».

La misma arquitecta que cursó esta denuncia había sido la encargada de construir La Casa del Futbolista, un faraónico proyecto de la AFE con Rubiales en la presidencia del que finalmente sería apartada.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Rubiales, orgulloso del apoyo de miembros de la RFEF investigados