Luis Enrique, fútbol sin mano izquierda

La Voz

DEPORTES

Oscar Vazquez

El nuevo seleccionador español acredita su solvencia como técnico, pero vive en conflicto permanente

10 jul 2018 . Actualizado a las 10:56 h.

Luis Rubiales quería a una persona autoritaria, que apostará por el buen fútbol y que además le diese un toque más vertical al juego de la selección española. Un perfil que, al parecer, cumple al pie de la letra Luis Enrique Martínez (Gijón, 1970), desde ayer, nuevo seleccionador de España tras el fracaso del Mundial. El nuevo seleccionador firma por dos años, hasta la Eurocopa del 2020.

«Tenemos dos años intensos, importantes, y desde el punto de vista de la dirección deportiva, este nuevo seleccionador cumple todos los parámetros», comentó el presidente de la federación al anunciar el nombramiento de quien, enfatizó, fue el único candidato al banquillo al que se dirigieron. «No hemos hablado con nadie más, solo con Luis Enrique».

«Lo que me gusta es el compromiso de dejar pasar otras oportunidades económicas mucho más altas porque quería ser seleccionador», dijo Rubiales en referencia a un preparador que estuvo en la órbita del Chelsea y que no tendrá cláusula de rescisión ?aunque sí de penalización en caso de ruptura unilateral del contrato?, como sí la tenía Lopetegui ?dos millones de euros, aunque no se ejecutó porque fue despedido? y que llegará a la selección con su propio staff técnico: Robert Moreno, como segundo entrenador; Rafel Pol, como preparador físico; y Joaquín Valdés, como psicólogo.