El agujero que amenaza el futuro del Barça

Sueldos por más de 500 millones, un presupuesto que prevé la entrada de 124 millones en traspasos y la parálisis de los principales ingresos amenazan al primer gran club en anunciar un recorte en los pagos


Hasta hace unas semanas, el Barça y el Madrid competían por la medalla de oro del gigantismo deportivo mundial. ¿Cuál sería el primero de los dos grandes clubes españoles en superar los mil millones de presupuesto? Josep Maria Bartomeu lo consiguió esta misma temporada, con un plan de ingresos y gastos de 1.047 millones millones y un faraónico proyecto de reurbanización de todo el entorno del Camp Nou llamado Espai Barça, y con inversiones de hasta 815 millones, según los últimos cálculos. Esa estrategia expansiva -que no impidió que en febrero se viese sin liquidez para fichar un delantero de más prestigio que Martin Braithwaite- compromete ahora su supervivencia, con su cuenta de resultados tocada por los devastadores efectos del COVID-19. Por eso la directiva azulgrana fue la primera en plantear rebajas de sueldo a la plantilla de su primer equipo y por eso asumió el coste simbólico de convertirse en el primer gran club europeo que anuncia diferentes ERTEs, aunque el calado de las medidas queda por concertar.

¿Cuál es el presupuesto del Barcelona?

El de esta temporada 2019/20 se disparó hasta los 1.047 millones, con 507 destinados a la primera plantilla. Entre las partidas que ahora se ven seriamente amenazadas no solo figuran los ingresos por derechos de televisión, patrocinio, tiendas del Barça y museo -estas dos partidas le reportan 86 y 60 millones por ejercicio, respectivamente-, sino también la gigantesca partida estimada en ingresos por traspasos. El club calculó entradas por 124 millones, una cantidad que, con el mercado mundial del fútbol en plena incertidumbre, parece ahora imposible de alcanzar.

¿Cuánto cobran los futbolistas del primer equipo?

Las diferencias salariales son muy amplias, y van del millón y medio anual de los futbolistas con menor caché a los 8,3 millones de euros brutos al mes que L’Equipe atribuyó a Messi. En el caso de ERTE, en todo caso, no se cubren las fortunas que ganan futbolistas o primeros ejecutivos de las grandes empresas, ya que, según la legislación española, se establece un máximo a cobrar de 1.411 euros para personas con dos hijos, 1.254 en el caso de un hijo y 1.098 para aquellos sin descendencia a su cargo. 

¿Qué masa salarial supone la primera plantilla del club?

El Comité de Empresa del Barcelona, que lamenta las formas utilizadas por la directiva en el proceso y el anuncio del pasado jueves por la noche, matiza: «La masa salarial de los trabajadores es solo el 3,7% del presupuesto, mientras que la de los deportistas asciende al 61%». El club cuenta con 1.260 empleados no deportivos, frente a las 540 nóminas vinculadas a las diferentes secciones de fútbol, baloncesto, balonmano, fútbol sala y hockey. Esos sueldos ajenos a la pirámide de conjuntos del club suponen tan solo 37 millones de los mil millones del presupuesto total de este ejercicio 2019/20.

¿Cómo comenzó la negociación y con qué interlocutores?

El Barcelona, que desde hace meses fue cediendo a las presiones de la plantilla hasta estallar un conflicto entre la directiva y los pesos pesados del vestuario, abrió la negociación planteando un recorte en el 30% del total de ingresos del primer equipo. Los capitanes -Messi, Piqué, Busquets y Sergi Roberto- fueron planteando alternativas más suaves en las negociaciones con Bartomeu y el director general del club, Óscar Grau. Los futbolistas preferían una rebaja del 10% anual, es decir, de algo más de 50 millones.

¿Qué fórmula se utilizaría para la reducción?

La fórmula del ERTE de suspensión de contratos, sin matices, no es la idónea para las plantillas de entidades deportivas. Las directivas de los principales clubes prefieren apostar por tijeretazos en los pagos a los futbolistas vinculados a la reducción de jornada que se deriva del confinamiento, con un entrenamiento muy básico en los domicilios y la ausencia de partidos y de concentraciones. El club se inlina por aplicar una reducción del 70% de los pagos a la plantilla mientras dure el estado de alarma. Esa fórmula implica una merma de 31,6 millones al mes, y la aplicaría desde el pasado 13 de marzo. Para los empleados no deportivos, la directiva prefiere aplicar un ERTE convenciona.

¿Qué ha sucedido en otros grandes clubes europeos?

El Bayer de Múnich fue el primero de los gigantes de Europa que consensuó una rebaja salarial del 20% para los jugadores de su primera plantilla, lo que se traduce en 67 millones menos. Similar camino siguieron otros clubes alemanes, que incluso han sido capaces de anunciar partidas para dotar de recursos a otros equipos de su país más modestos. De hecho, entre el Bayern, el Dortmund, el Leipzig y el Leverkusen donan 20 millones para ayudar a otros clubes alemanes.

El FC Barcelona anuncia un ERTE para jugadores y personal no deportivo

EUROPA PRESS

El club no explica si el equipo de fútbol asumirá la parte más importante de la reducción salarial

El FC Barcelona ha anunciado un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) para jugadores de las diferentes plantillas, así como para el resto del personal no deportivo, según ha decidido la junta directiva en la reunión mantenida este jueves de forma telemática para «minimizar el impacto económico que la crisis del coronavirus está provocando en la actividad» del club culé. «Ante este escenario de emergencia sanitaria, la junta directiva ha decidido implementar una serie de medidas para paliar sus efectos y reducir las afectaciones económicas de esta crisis. De entre las medidas adoptadas, cabe destacar las relativas al ámbito laboral, motivadas por la necesidad de implementar medidas de adaptación de las obligaciones contractuales del personal del club a las nuevas, y transitorias, circunstancias que estamos viviendo», informa la entidad blaugrana. «Se trata de la presentación de los diferentes expedientes relativos en el ambito deportivo (fútbol y otros deportes profesionales), así como en el resto del personal no deportivo». Estos expedientes se tramitarán ante del Departamento de Trabajo de la Generalitat de Cataluña, una vez el FC Barcelona haya «compartido con todo su personal, deportivo y no deportivo, todos los aspectos relativos a estas medidas, y su alcance».

Seguir leyendo

Comentarios

El agujero que amenaza el futuro del Barça