Los 24 de Luis Enrique para la Eurocopa

DEPORTES

RFEF

El seleccionador recupera para la Eurocopa a Azpilicueta y Sarabia en una lista de 24 en la que 14 de los elegidos no juegan la Liga

25 may 2021 . Actualizado a las 09:19 h.

Es la primera España global. Luis Enrique ha adecuado la convocatoria de la selección para la Eurocopa al mercado universal de un fútbol que desconoce fronteras. Su lista de elegidos tampoco. Estaba cantado el estreno del defensa central francés, con pasado en el Athletic de Bilbao, Aymeric Laporte, nacionalizado de forma exprés para el torneo que comenzará el 11 de junio y en el que España jugará al menos la primera fase en Sevilla, en el estadio de La Cartuja, pero sorprende el alto volumen de elegidos de la lista que juegan fuera de la Liga. Si hace muy pocos años, estos no eran más que una anécdota con aroma a extravagancia, ahora se convierten en la esencia. Son más de la mitad, 14 de los 24, pues el seleccionador, que podía haber elegido a 26, ha preferido dejar dos vacantes.

Luis Enrique se ha decantado por futbolistas de hasta 17 equipos de cuatro campeonatos diferentes: el español, la Premier inglesa, la Bundesliga alemana y la Serie A italiana. Como equipo de procedencia más repetido destaca el Manchester City, con cuatro futbolistas (el mencionado Laporte, además de Eric García, Rodri Hernández y Ferrán Torres). Tres son del Barcelona (Jordi Alba, Busquets y el joven Pedri), mientras del campeón de Liga, el Atlético, así como del Villarreal, que se enfrentará mañana al Manchester United en la final de la Liga Europa, hay dos. Del resto, solo uno por club, pero del Madrid, o de este Sevilla de récord, ninguno.

Se encuentran entre los seleccionados para la Eurocopa migrantes del balón como David de Gea (Manchester United) y Robert Sánchez (Brighton), César Azpilicueta (Chelsea), Diego Llorente (Leeds United), Thiago Alcántara (Liverpool), Fabián Ruiz (Nápoles), Dani Olmo (Leipzig), Álvaro Morata (Juventus), Adama Traoré (Wolverhampton) y Pablo Sarabia (PSG). Sorprenden los regresos del veterano Azpilicueta, defensa notable de un Chelsea que puede coronarse campeón de la Champions tras haber ido dejando en la cuneta al Sevilla, el Atlético y el Madrid, así como Sarabia, versátil atacante que apenas está teniendo relevancia en el París Saint Germain de los petrodólares por dos razones: una lesión que sufrió esta temporada y las estrellas con que comparte vestuario.

En esta Eurocopa solo Laporte y el tercer portero Robert Sánchez están en disposición de estrenarse con la camiseta roja, pero eso no significa que la lista de convocados se caracterice precisamente por la continuidad. Ha sorprendido, y mucho. En el capítulo de ausencias, solo respecto a la última convocatoria internacional de marzo, no han encontrado continuidad Pedro Porro, Sergio Ramos, Íñigo Martínez, Sergio Canales y Bryan Gil (llamado ahora por la sub-21), mientras respecto a la anterior de noviembre se han caído Kepa, Sergi Roberto, Jesús Navas, Reguilón y Mikel Merino. Tampoco figura por lesión un joven valor como Ansu Fati.

En este país, donde el 90?% de la población se declara aficionada al fútbol, y muchas de estas personas llevan dentro a su particular seleccionador, las decisiones de Luis Enrique no dejan de entrañar un riesgo. Pero el camino emprendido por el asturiano a la hora de abrir el vestuario a los que simplemente considera mejores, sin importar si juegan o no en España, es similar al que transitan otros candidatos al título continental. Esta vez se quedó con solo doce futbolistas de la Liga, pero en la vigente campeona, Portugal, de los 26 seleccionados solo seis militan en el campeonato doméstico, el mismo número que en Francia. Y son solo dos en la lista belga. En todo caso, habrá que preguntarse por el verdadero potencial, rendimiento e interés del torneo español, pero ese es otro debate.

Tras un ciclo glorioso en el que el combinado ganó dos veces la Eurocopa e hizo realidad el sueño de levantar un Mundial, sus últimos desafíos han acabado en estrepitosos descalabros. Fue eliminado en la fase de grupos del Mundial del 2014 en Brasil; cayó frente a Italia en octavos de final de la Eurocopa del 2016 en Francia; y tampoco superó esta ronda en el Mundial del 2018 contra la anfitriona Rusia. Todos estos malos precedentes también habrán influido en el ánimo de Luis Enrique para imprimir un golpe de timón. La selección pasa página y da un salto hacia el futuro.

Presentar los mejores números de los delanteros no le vale a Iago Aspas

Luis Enrique siempre argumenta que a la hora de confeccionar sus convocatorias tiene muy en cuenta el rendimiento y los estados de forma, pero al menos con Iago Aspas no aplicó esa teoría. El céltico es el delantero español con más minutos, partidos y asistencias y el segundo máximo goleador tan solo por detrás de Gerard Moreno, pero sin embargo tendrá que ver la Eurocopa por la televisión, ya que no forma parte de los 24 citados por el técnico asturiano. «El último mundial lo vi por la tele», comentó Aspas el mismo día que fue seleccionado para la cita de Rusia. Ahora, Aspas tenía la ilusión de cerrar su círculo como internacional tomando parte en una Eurocopa, pero de nuevo será la pequeña pantalla su único recurso.

El que fue técnico del Celta aumentó la nómina de delanteros en uno y ni en esa ecuación entró el moañés. Lo hizo como sorpresa Pablo Sarabia, un buen pelotero que ha vivido un año testimonial en el PSG. Tomando como referencia la Liga, el futbolista español solo tuvo presencia en 13 partidos con seis goles y cuatro asistencias, menos de la mitad del moañés en todos los conceptos.