Una asturiana de raíces deja huella en Hollywood

La actriz estadounidense Eva Longoria, con raíces asturianas recibe una estrella tras casi 20 años de carrera profesional

Eva Longoria con su placa en el Paseo de la Fama de Los Ángeles
Eva Longoria con su placa en el Paseo de la Fama de Los Ángeles

Redacción

La actriz Eva Longoria, embarazada de su primer hijo y visiblemente emocionada, recibió ayer su estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood, la número 2.634, en una ceremonia donde estuvo acompañada por Ricky Martin, Felicity Huffman («Mujeres desesperadas») y Anna Faris («Overboard»). Longoria, cuyas raíces familiares se encuentran en Belmonte, visitó Asturias el año pasado. 

«Estoy sin palabras», reconoció la intérprete tejana de origen mexicano. «Hace casi 20 años me mudé a Los Ángeles y me dije a mí misma que un día tendría una estrella aquí. Es surrealista», añadió la intérprete, nominada al Globo de Oro por «Mujeres desesperadas».

«Fui extra durante dos años antes de conseguir una sola línea de diálogo. También fui extra en el videoclip de Shake Your Bon-Bon (1999), de Ricky Martin. Ahí ya pensé que lo había conseguido y que alguien se fijaría en mí. Pero no», recordó la artista.

Longoria, de 43 años, dio las gracias a la gente que creyó en ella desde el primer momento y mencionó a sus agentes, representantes, publicistas y asistentes, con reconocimiento especial a su marido, el ejecutivo de Televisa José Antonio Bastón, y a su madre y hermanas.

«Mi madre me inculcó la ética de trabajo y mis hermanas, si no hubieran sido tan malas conmigo de pequeñas, hoy no tendría la fuerza que tengo para lidiar con Hollywood», señaló entre risas, antes de dar las gracias a su esposo porque con él, afirmó, ha completado todos los sueños que tenía. «Incluido mi hijo que viene en camino», indicó.

Por último, la artista comentó que, como mujer y latina, es consciente de que representa a muchas comunidades hispanas, a las que quiso mandar un mensaje. «Esta no es mi estrella, es la vuestra», manifestó. Eva Longoria pisó por primera vez Asturias el año pasado, exactamente Belmonte de Miranda, concejo del que en el siglo XVI sus antepasados emigraron hacia Estados Unidos.

La actriz, que saltó a la fama por su papel de Gabrielle Solis en las ocho temporadas de «Mujeres desesperadas», tiene pendiente el estreno de «Overboard» el próximo 4 de mayo, una cinta donde comparte escenas con Anna Faris y Eugenio Derbez.

En los últimos tiempos se ha puesto detrás de las cámaras dirigiendo episodios de series como «Black-ish», «The Mick» o «Jane the Virgin».

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Una asturiana de raíces deja huella en Hollywood

Este proyecto ha sido cofinanciado por