Lo que siempre has querido saber sobre Forocoches y nunca te has atrevido a preguntar

El foro más influyente de España es conocido por sus famosos «troleos» y tildado por muchos de caverna llena de «cuñados». Pero, ¿cómo es realmente Forocoches? Hacemos un repaso a su lenguaje, su funcionamiento y sus momentos más gloriosos

Chop (montaje en Photoshop) con algunos de los símbolos de Forocoches: El logotipo de FOX, la figura de cera de Fernando Alonso, Shurperro y Roto2
Chop (montaje en Photoshop) con algunos de los símbolos de Forocoches: El logotipo de FOX, la figura de cera de Fernando Alonso, Shurperro y Roto2

Redacción

Nadie sabe lo demigrante que es que un flanders, que además es un (puto) 2016, te reporte por un comentario digno de abrir paraguas como un shurmano de Forocoches.

Si no has entendido nada o poco de lo que pone ahí arriba es porque el que es de los sitios web más visitados de España, fundado por Alejandro Marín en el 2003 y que adora a Roto2 sobre todas las cosas, tiene un lenguaje especial. También unos usos y costumbres que poco tienen que ver con aquello a lo que estamos acostumbrados.

Los forococheros son los que han conseguido destapar el supuesto timo de los móviles Zetta, los que consiguieron colar a John Cobra entre los aspirantes a Eurovisión, los que mandaron pizzas y mariachis a la larga noche de negociaciones en el PSOE o los que convirtieron a Curri Valenzuela en la periodista más sexy del país.

Pero en Forocoches no todo son bromas, temas chorras y troleos. Hay temas serios, sentimientos fundamentalmente masculinos y unos usuarios mucho más heterogéneos de lo que la gente piensa. ¿Es machista? ¿Misógino? ¿Solo pueden entrar hombres? ¿Son todos unos cuñados? ¿Solo hablan de mujeres, coches y sexo? La realidad es que Forocoches es tan amplio que es difícil definir a sus usuarios o temáticas con un número reducido de etiquetas.

Por eso es hora de derribar los mitos de esta gran enciclopedia para intentar comprender a una de las comunidades más activas, unidas y desconocidas de Internet.

No es un foro (solamente) sobre coches

Parece una obviedad para cualquiera que sepa algo de Forocoches, pero todavía hay algún despistado que entra en el influyente foro pensando que se va a encontrar temas del motor. Y los tiene, pero no son ni de lejos una parte más destacada que el resto. «Esto es Forocoches, no un puto foro de coches», se leía en una mítica camiseta que jugaba con la paradójica situación del foro.

Como es de suponer, su inicio sí estuvo dedicado a ese tema. En 2003, Alejandro Marín, conocido en la comunidad forocochil por el nick Electrik (coloquialmente ilitri, o hitlario, cuando se pone muy exquisito), se acababa de comprar un coche y, como tenía sus conocimientos informáticos, decidió poner en marcha el foro para hablar con otros forofos del motor.

Fue un inicio casi anecdótico para una plataforma que no hizo más que crecer, diversificarse y acabar convirtiéndose en una comunidad que ahora cuenta con consultorio médico, asesoría jurídica, puesto de la Guardia Civil y consejo de sabios para cualquier tema.

No es exclusivo para hombres

Lo de que en Forocoches no se permite el acceso a las mujeres es uno de los bulos más extendidos sobre la plataforma. Es cierto que los usuarios activos de esta comunidad son en su gran mayoría del género masculino, pero no hay ninguna exclusión de acceso por cuestión de sexo.

Parte de la culpa del mito la tiene una costumbre muy extendida por los usuarios más guasones que, ante la presentación o un tema de poca seriedad escritos por una mujer, comenzaban contestando eso de «enseña las tetas», lo que muchas interpretaban como una norma real.

Pero lo cierto es que las mujeres tienen las mismas posibilidades de tener una cuenta y de postear que los hombres. Hay, de hecho, algunas parejas que han comenzado gracias a Forocoches, como la de Iraultza @IKERTX0.

En todo caso, es difícil saber el género de los usuarios, ya que no tienen ninguna necesidad de decirlo, pero entre las usuarias forococheras conocidas está, por ejemplo, Dolores Anales, que narró toda su terapia oncológica a sus compañeros, que se volcaron con multitud de mensajes de ánimo. «Ni todo el foro suma la mitad de los cojones que tú», le contestaba uno de sus emocionados shurmanos.

Tampoco es, como muchos piensan, un lugar dominado por la misoginia o el racismo. Haberlos haylos. Y el ambiente, poco dado a lo políticamente correcto, seguramente no es el más indicado para las personas demasiado sensibles a las cuestiones de género. El «fóllatela» cuando el tema habla de una mujer con la que se ha tenido algún problema, el «T_D_S P_T_S» ante alguna movida sentimental o un «a mí no me preguntes, solo soy una chica» para denotar desconocimiento de un tema están a la orden del día, pero en un alto porcentaje de los casos forma parte más de respuestas estándar que de verdaderos sentimientos misóginos.

Las mujeres, igual que hace poco los simpatizantes de Podemos, acabaron haciéndose un hueco en Forocoches aunque pareciera territorio hostil.

No se habla solo sobre los temas que estás pensando

Hay quien piensa que en Forocoches se habla, mayoritariamente, de tías buenas, tetas y culos. Que también. Pero no es para nada lo mayoritario en la comunidad, aunque a medida que se acercan las horas nocturnas el porcentaje de temas sexuales va subiendo.

La realidad es que se comentan cosas, sobre todo, de tecnología, de coches, de las vivencias diarias de los usuarios y mucho, mucho de política. Tanto, que hasta hay rumores de que Forocoches podría tener papeleta propia. Nada muy diferente a lo que pasa cuando se juntan en un bar varios colegas.

Pero lo que sorprendería a muchas personas que ven en este tipo de hombres a personas unineuronales que «no les da» para ir más allá es que algo que predomina son los temas sentimentales.

Sí, tal y como se lee. Una ruptura amorosa, un enfado con su pareja, una inseguridad, la búsqueda de consejos,... Los usuarios se abren al resto de shurs (o shurmanos, sus hermanos forococheros) aun a pesar del riesgo al ridículo.

La solución a cualquier problema

Forocoches es, en resumen, un mastodóntico lugar en el que se habla de todo. Y, sí, entre toda esa ingente cantidad de comentarios, hay mucho tema chorra. Desde encuestas absurdas sobre si es mejor McDonald’s o Burger King hasta dudas de lo más sonrojante. Pero los temas interesantes y de utilidad también existen.

Llama la atención, de hecho, que en el foro General (donde se tratan temas variados) aparecen varias secciones fijas (marcadas como «Chincheta») como Juzgado de Guardia, Médico de GuardiaPuesto de la Guardia Civil, Listado de foreros entendidos en diversos temas, un índice de temas propios y Recetas de cocina. Vaya, no es precisamente lo que cualquiera esperaría de Forocoches...

Es decir, cualquier usuario que tenga dudas por unos síntomas de salud, que tenga un problema con la justicia o que quiera ayuda con un determinado tema especializado tiene aquí el lugar perfecto al que acudir.

Y cualquiera al que le apetezca ilustrar a sus shurs con sus conocimientos puede ofrecer su ayuda o incluso marcarse un tema sobre cualquier cosa, desde temas históricos como los caballeros templarios o el caso Dreyfus hasta biografías como las de Mary Shelley o Carl Sagan. Hay lugar para todo y existen quienes aseguran haber acabado trabajos en la carrera universitaria gracias a los expertos forocoheros.

Una emocionante actitud comunitaria

Los forococheros no solo son una comunidad, sino también una auténtica familia. Como en todas las familias, hay discusiones y desencuentros, pero también mucho cariño, comprensión y actitudes alentadoras ante los problemas de los demás. Aunque los usuarios del foro no tienen problema en mofarse de las pequeñas desgracias de sus compañeros, cuando la situación es seria la cosa cambia. Los forococheros se desviven en alabanzas y en ánimos hacia el usuario que está en una situación grave. Y, en algunos casos, es difícil reprimir las lágrimas.

Los casos de Lokis, ErPupas o la ya citada Dolores Anales, que narraron sus sensibles operaciones o duros tratamientos de quimioterapia, dejan traslucir lo mejor que puede dar de sí el sentimiento comunitario de los usuarios de Forocoches hacia sus shurmanos.

En el caso de Lokis, cuyo proceso médico tuvo finalmente un desenlace fatal, los forococheros consiguieron que el administrador del foro incluyera un crespón negro en señal de luto y abrieron una colecta, para la que solo fueron necesarias unas horas, con el objetivo de comprarle una corona de flores. «Fuiste, eres y serás Inmortal. Tus compañeros de Forocoches», se leía en el centro floral que había en el tanatorio y que parafraseaba su frase de presentación.

Sus familiares no dudaron en mandar una emotiva carta a los miembros de Forocoches por su entrega y su cariño.

Un espacio para los sentimientos...

Hay quien piensa que los forococheros son seres sin sentimientos. Nada más lejos de la realidad. Ayudados por el anonimato, los usuarios abren su corazón y cuentan sus pensamientos más íntimos a sus shurmanos. Y, entre todos, se ayudan a superar una ruptura, una depresión, los momentos más bajos de una enfermedad propia o de un familiar o un bache en la relación. Se dan consejos, se muestra la solidaridad deseada o se comentan vivencias propias para conseguir que el forocochero en problemas salga del hoyo en el que se encuentra.

La colección de hilos «Cuando ves a tu ex por primera vez» es un ejemplo de manual. Un usuario contó su complicada relación con su expareja y, en pocas horas, el hilo estaba lleno de comentarios de solidaridad, de consejos y de comprensión.

Al final, este hilo se convirtió en un espacio para superar rupturas y lidiar con las exparejas, en una terapia de grupo imprescindible para personas a las que les cuesta contar sus intimidades si no es de forma anónima. Tanto, que en estos momentos hay más de 150 volúmenes sobre el tema (necesitan abrir un nuevo volumen porque cada hilo tiene un límite de 2.000 comentarios).

¿Hay trolls en estos casos? Los hay, pero acaban silenciados ante unos usuarios que no les dan coba.

...Aunque hay que estar dispuesto al vacile

Sin embargo, la sensibilidad de algunos usuarios con los obstáculos de la vida diaria no siempre encuentra la comprensión de sus congéneres. Hay quien va a contar sus inseguridades y se encuentra con la mofa como respuesta.

Y, si no, que se lo digan al forero Jeenyus, que durante una visita al McDonald’s de Los Rosales, en A Coruña, acabó creando uno de los hilos míticos de la historia forocochil, que no tiene desperdicio. En resumen, el chico (de 28 años por entonces, parece ser) fue al restaurante de comida rápida con su hermano, ambos intentaron burlarse de unas quinceañeras que estaban hablando «de sus tonterías» y acabaron escaldados y yéndose del lugar con el rabo entre las piernas después de que «las pijicrías» les llamaran «montañeses y gañanes» y se mofaran de ellos.

Jeenyus, todavía caliente por la situación, fue a Forocoches a desahogarse e intentar recibir la complicidad de sus shurmanos. Pero lo que consiguió fue justo lo contrario: que sus compañeros se dedicaran a burlarse de él por la vergüenza ajena de la situación. Todo ello ante la impotencia del usuario, que esperaba encontrarse un hombro en el que llorar tras el duro acontecimiento.

Siempre hay sitio para troleos

Si por algo es conocido Forocoches para la sociedad en general es por liarla parda con sus famosos (y magníficos) troleos. Son muchos, muy divertidos y para todos los gustos.

Así fue la actuación de John Cobra en la gala de selección para Eurovisión Uno de los momentos más incómodos de la carrera de Anne Igartiburu

John Cobra, preseleccionado para Eurovisión. Mario Vaquero, que era un youtuber cuando aún no se ganaba dinero con eso, y famoso por estar siempre enfrentado a Batu, presentó su canción Carol a Eurovisión. Forocoches consiguió que actuara en la gala final donde se seleccionaba al candidato, para desgracia de Anne Igartiburu, que vivió uno de los momentos más incómodos de su carrera.

Las mujeres más sexys. En esta categoría, Forocoches siempre tiene mucho que decir. En un momento dado consiguieron elevar a Erika (que acabó con su propia cuenta en la comunidad) como ganadora del premio Vecinitas de FHM. Pero lo que más se recuerda es cuando lograron que Curri Valenzuela, con más de millón y medio de los votos, fuera elegida como la presentadora más «sexy, seria y morbosa de la televisión», por delante de Sara Carbonero, Mamen Mendizábal o Cristina Saavedra. Y, cuando tocó elegir a la más sexy de la Historia, Forocoches decidió optar por el rollo cultural: la elegida fue la Dama de Elche.

La personalización gastronómica. Cualquier empresa que decida hacer un concurso de «crea tu propia [incluir aquí nombre del alimento]» debería pensárselo dos veces mientras existe Forocoches. Le pasó hace nada a dos compañías famosas: crearon la pizza «rotondo di pene» para La Tagliatella o incluyeron una de sus mascotas (shurperro) entre los dibujos de un concurso de TostaRica para ilustrar sus galletas (aunque una niña que les superaba en votos hizo pensar en un tongo encubierto).

Una ayudita a los políticos en los momentos más difíciles. La fatídica noche del 1 de octubre fue muy dura para el PSOE, así que, aunque le llamen troleo, que los forococheros pidesen un envío masivo de pizzas y de mariachis a la sede Ferraz solo puede verse como un acto de consideración a las personas en sus momentos más delicados.

Los británicos, en la diana. Gibraltar es territorio sensible para muchos forococheros. De ahí que aprovechen la mínima para trolear al Gobierno británico. Lo hicieron cuando el diario conservador The Telegraph puso una encuesta sobre si el Peñón era británico o español. Los shurmanos consiguieron decantar la votación hacia el territorio patrio. Y también hicieron campaña para que un nuevo barco del Centro de Investigación Ambiental británico se llamara Blas de Lezo, el nombre de un almirante vasco, cojo y tuerto, que impidió a Inglaterra tomar Cartagena de Indias.

Aunque también para descubrimientos

Pero no siempre se basa todo en la broma. A veces, los forococheros han conseguido también sus hazañas. En algunos momentos, destapando la identidad de usuarios o internautas que maltratan a otras personas o animales. Lo consiguen «haciendo un CSI», lo que viene siendo un rastreo por la Red para intentar saberlo todo sobre esa persona.

Pero gracias a Forocoches, por ejemplo, se ha destapado una de las grandes supuestas estafas de los últimos tiempos: la de la marca extremeña Zetta, que vendía como originales sus móviles, cuando eran unos de la marca Xiaomi a los que les habían cambiado simplemente el logo.

Lograron también alimentar el mito de un modesto producto de Mercadona (el supermercado por excelencia del forocochero) hasta que acabó vendiéndose en supermercados de toda España: las patatas bravas Hacendado.

Tienen su propio lenguaje

Si hay algo que llama la atención de los forococheros es su lenguaje característico. Tanto, que a veces es sumamente difícil para un iniciado enterarse de qué están hablando. Los forococheros se llaman entre ellos shurs o shurmanos y comparten espacio con una serie de usuarios que son más indeseables. Además de los típicos trolls de cualquier plataforma, en Forocoches también existen los conocidos como flanders.

En este caso se trata de usuarios, hipersensibles a los comentarios de los demás, que tienen la mano muy larga y se dedican a reportar a otros usuarios, es decir, a denunciar un mensaje que ellos consideran ofensivos. Lo hacen a la mínima.

Otro personaje a tener en cuenta es el poleman, es decir, el que se dedica a llegar a un hilo e, independientemente de que le interese o no el tema, escribir «pole» para hacer notar que ha sido el primero.

Y aquí, como en todo, hay categorías. No es lo mismo ser un 2003, que es alguien semejante a un dios, que ser un (puto, añadiría un buen forocochero) 2016. Es decir, uno que lleva toda la vida en el foro frente a un recién llegado.

Las reacciones arquetípicas a los temas

Dentro de ese lenguaje están las típicas respuestas que hay ante cualquier tema, sobre todo cuando no está marcado como tema serio.

Además del «pole» y «subpole» que suele abrir el hilo, las reacciones pueden ser muy diversas. Desde la excitación y sorpresa por el tema (en el que alguien escribirá «Iniesta de mi vida» para mostrar su alegría) hasta el mayor desinterés (en ese caso, suele ser típico que alguien diga «hazte un blog»).

Cuando la publicación pretende tener, sin éxito, mucha gracia, es obligatorio poner «chiste malo de las [añadir hora]» o un «menosmola». En caso contrario, si el tema triunfa estará lleno de «Moar» (del inglés more, pidiendo más material), «qué wapada» o «mis dies» (que viene a ser que se puntúa con un 10 -diez- lo que se ha dicho).

A veces (muchas más de las deseadas), alguien comenta alguna perogrullada o temas que ya han sido tratados hasta la saciedad. «Qué bien, eh?», contestará alguno.

Otras veces sucede justo lo contrario. Hasta un forocochero se puede sorprender. «Hacendado me hallo», dirá ese impresionado shurmano, haciendo referencia a la marca que ellos adoran.

Hay temas que nada más nacer, se sabe que van a ser polémicos y traerán cola. A veces el propio forero se da cuenta y ya escribe antes de cerrar su primer mensaje «Abro paraguas», previendo las críticas de sus compañeros. Alguno con visión de futuro, ante un tema que se antoja «mítico», escribirá un «Alquilo espacio para publicidad» nada más empezar, porque tiene claro que el hilo va a estar cotizado.

Hay momentos en los que los usuarios tienen problemas de síntesis y cuentan con pelos y señales, sin saltarse ni un solo segundo de la situación o incluso yéndose por las ramas, de modo que más de uno seguramente le dirá eso de «Mejor me espero a la película».

El origen histórico y mítico de sus expresiones

Los forococheros, aunque muchos no se lo creen, detestan las faltas y los fallos ortográficos. Su reacción ante los atentados lingüísticos suelen ser expresiones todavía peores: «¡Mis hogos!», exclamará alguno ante un horror en la escritura. Otros gritarán eso de «Halluda», «Hoygan» o tildará a su compañero iletrado como «hamijo».

Pero muchas veces, las faltas de ortografía se han convertido en canon absoluto.

Le pasó, por ejemplo, al forero Mi Voz Rota, que comentó un tema muy personal con sus compañeros (y se arrepintió muy pronto): que le daba «esgrima» realizar sexo anal con su novia e intentaba saber si al resto le pasaba. Las burlas por confundir «esgrima» con «grima» hicieron que el hilo perdiera toda la seriedad nada más empezar. Pero, al final, la palabra se convirtió en una de uso cotidiano en Forocoches.

Otro caso famoso es el de «Demigrante» o «D migrante», una palabra que es casi un símbolo de Forocoches. Le pasó al forero alcantarisa, al que su novia le regaló un camión de juguete lleno de carmelos por Reyes y, a él, a sus 30 años, la cosa le pareció «demigrante» (en vez de «denigrante»). Tanto, que hasta dejó de hablarle. El caso es que creó un hilo «mítico», a pesar de su disgusto.

El propio término de «shurmanos», como se llaman entre ellos los forococheros, viene de una equivocación catastrófica. Junipero fue a la boda de su hermana y la lió parda. Tenía que leer un texto delante de todo el mundo y, en vez de comenzar diciendo «Hermanos, ambicionad los carismas mejores...», dijo «Shurmanos, ambicionad...» y, al darse cuenta de su error, empezó a reírse a carcajadas nerviosamente. Pidió perdón y se fue, con el consiguiente enfado monumental de su hermana, su cuñado y sus padres.

Las únicas dos palabras que consiguió decir Junipero (shurmanos y ambicionad) se acabaron convirtiendo en términos del día a día forocochero. El primero para llamarse entre ellos, y el segundo para pedir a los otros usuarios que cuenten sus impresiones sobre el tema presentado.

Tienen sus momentos míticos...

Puede que Forocoches sea un cajón de sastre en lo que cabe todo. Pero el foro tiene una larga historia en la que no faltan los verdaderos hitos que todo forocohero debería tener en cuenta. Desde los primeros pasos, como la creación del «Mundo» por Electrik el 15 de enero o la aparición por primera vez del emoticono Roto2 hasta la mención de la plataforma en el Parlamento en octubre del 2016.

Por el camino hay momentos que han marcado la evolución de la interacción entre forococheros. Solo un año después de su inauguración, el usuario Picolo se convertía en la primera baja en combate como consecuencia de las temidas chupipandis (pandillas que se crearon gracias a la plataforma). El caso es que, como consecuencia de esas quedadas, su novia le había puesto los cuernos con otro shurmano, así que, «por dignidad y orgullo», tuvo que abandonar el foro.

Solo un año después, los forococheros descubrían fortuitamente a la que sería una de sus grandes musas, La Vieja, solo meses antes de una troleada masiva a los foros de la revista Ragazza que acabó con su inventado «Masturbación con Rotulador» como uno de los grandes hitos de los tiempos mozos de Internet. Poco después hacía su aparición Panikero, que publicó una foto suya para que «las pivitas» (sic) le dijeran qué opinaban. Lo que consiguió, sin embargo, fue que sus compañeros se dedicaran a hacer chops (montajes en Photoshop) con su imagen y que, a partir de ahí, casi nadie volviese a subir una fotografía personal. De todo se aprende...

Hay ciertas costumbres típicas de Forocoches que empezaron un poco después, como la costumbre de ofrecerse a responder preguntas sobre un tema determinado, o la de «hacer un CSI» para conocerlo todo de una persona después de que un usuario supiera que la nueva vecina de un shurmano era una actriz porno... ¡solo con verle un pezón!

En el 2006, los medios se tragaban por primera vez una de las troleadas forocochiles, al anunciar un usuario que vendía el carnet por puntos de su abuela, lo que las televisiones utilizaron para probar la ineficacia de la medida de Zapatero.

Los años siguientes estuvieron marcados por incomprensibles mensajes, como el de la mítica pipebender (dobladora de tubos), en el que el usuario tenía serios problemas para explicar qué había pasado en un altercado al volante, o la aparición de personajes casi mitológicos, como Pepito el perro-pene que un shur había recibido de su novia, el cagasemen o las pijicrías del McDonald's de Los Rosales de A Coruña. También de los primeros que empezaron a «jugarse la cuenta» (o cuneta, por una equivocación) a modo de apuesta.

Pero esto solo son pequeños detalles de una larga y variada historia.

Chop (montaje en Photoshop) con algunos de los símbolos de Forocoches: El logotipo de FOX, la figura de cera de Fernando Alonso, Shurperro y Roto2
Chop (montaje en Photoshop) con algunos de los símbolos de Forocoches: El logotipo de FOX, la figura de cera de Fernando Alonso, Shurperro y Roto2

...y también sus símbolos

Si hay algo que destaca en Forocoches es la utilización de un emoticono que es para ellos casi un dios. Se trata de Roto2. Y de él depende todo lo que sucede en la vida forocochera.

No es el único símbolo. También están otros animales como shurjirafa o shurperro, un chulesco husky que se ha convertido en elemento de adoración de los shurmanos.

Todo forocochero tiene, además, una obsesión malsana con personajes de la vida real, como los dos símbolos del campechanismo patrio: Juan Carlos I y David Summers. Pero también por Fernando Alonso, mito que solo se vio acrecentado por la figura que le dedicó el Museo de Cera de Madrid.

Sin olvidarnos de sus grandes musas, como Curri Valenzuela, Susana Griso, La Vieja o las patatas bravas de Hacendado. Esto último muy importante, ya que Mercadona es el supermercado de confianza de todo forocochero.

Las invitaciones, a prueba de trolls

Hay quien cree que Forocoches ha perdido parte de su esencia por el mercadeo de las invitaciones. En un principio, la plataforma era de libre acceso, pero poco a poco el funcionamiento del foro fue cambiando.

Uno de los momentos críticos de Forocoches fue el de La noche de los reportes largos (nombre acuñado por «La noche de los cuchillos largos»), en la que, por una serie de catastróficas desdichas, muchísimos usuarios (algunos de ellos muy antiguos) empezaron a recibir reportes (denuncias de otros forococheros) y acabaron baneados (es decir, con las cuentas desactivadas).

De ahí que los forococheros le pidieran al administrador, Electrik, que hiciera algo por que los usuarios con antigüedad tuvieran mayor peso, a la hora de reportar o de ser reportados, que los más recientes.

Lo consiguieron, y ahora los antiguos tienen un mayor peso a la hora de bloquear a otros usuarios. Pero ese mismo año también se hizo que el acceso no fuera libre, sino por invitaciones.

Con ello, se garantizó un orden, ya que si una persona se metía en problemas dentro del foro, posteaba contenidos para adultos sin marcarlo o insultaba a otros usuarios o a sus novias o familiares, eso acaba repercutiendo también en quien le dio su invitación.

...Y muy rentables

Eso provocó algunas situaciones menos agradables, como el hecho de que a muchos no les queda otra que pagar (es habitual que se paguen 15 euros) a otros usuarios que tienen invitaciones para entrar en la red social.

O que, al final, Electrik haga acuerdos con ciertas marcas (como Hawkers, o Worten en los últimos días) que sortean invitaciones a cambio de seguirlos en las redes sociales o estar atentos a sus promociones.

Hay quienes también creen que en los últimos años, por cosas como estas, Forocoches ha perdido parte de su esencia. Y que los acuerdos comerciales hacen que el administrador cierre de vez en cuando ciertos temas que valoran negativamente a las compañías afectadas.

Unas cifras de escándalo

El caso es que Forocoches no es algo que se puede pasar por alto en esta sociedad en la que nos movemos. Con casi 700.000 usuarios registrados, sus más de siete millones de usuarios únicos al mes lo convierten en el primer foro de España, en uno de los cinco más importantes a nivel mundial y en una de las 50 mayores webs del país. Si fuera un medio de comunicación, estaría en el séptimo lugar. Y tienen usuarios que pasan de media casi 8 minutos en la página, cuando lo habitual es que los internautas pasen la mitad de eso.

De ahí que sea necesario entender que Forocoches no es solo esa caverna que mucha gente intuye desde la distancia. Y que detrás de esos mediáticos troleos, de los comentarios fuera de lugar o de los temas puramente masculinos también hay una comunidad unida, solidaria, que ayuda a los suyos en sus peores momentos y donde muchos hombres tienen un lugar donde hacer algo que todavía hay mucha gente cree que no necesitan: exponer sus sentimientos.

Lo cierto es que las publicaciones masculinas no dan cabida prácticamente a ningún tema sentimental ni de pareja, algo que parece exclusivo de las revistas femeninas. Gracias al anonimato, Forocoches es ese lugar del que parece que están excluidos.

Ha llegado el momento de abrir paraguas.

Valora este artículo

17 votos
Comentarios

Lo que siempre has querido saber sobre Forocoches y nunca te has atrevido a preguntar