Cristina Pedroche da otra vez la campanada

La presentadora se plantó este año en bikini, estirando un delirante fenómeno catódico que lleva cinco años vigente

Foto del Instagram de Cristina Pedroche
Foto del Instagram de Cristina Pedroche

REDACCIÓN / LA VOZ

Decía Chicho Ibáñez Serrador, el mítico director de Un dos tres, que el telespectador español medio es como un adolescente eterno, siempre pendiente de si se veía un trocito de pecho por aquí o una pierna por allá. El protagonismo que ha adquirido en los últimos años el vestido que luce Cristina Pedroche en las campanadas de Nochevieja parece confirmar la teoría. Suele plantarse con diseños atrevidos que dejan una buena parte de su cuerpo al aire, generando una expectativa masiva extraña. En su particular «más difícil todavía» surgió en Antena 3 luciendo un bikini con capa de tul en rosa, obra de la diseñadora Marta Rota.

Con ese modelito mostraba su figura en modo veraniego. Y ese sentir adolescente que parece ser el denominador común se llevó la primera alegría del año. Pese a tratarse de la quinta sesión ya de morbo campanero, la cosa gustó tanto a sus adoradores como a sus detractores. Las redes sociales ardían. A favor y en contra. Como novedad, a su lado se encontraba un Alberto Chicote motivando signos de admiración. Muchos le habían perdido la vista y se lo han encontrado ahora con más de 30 kilos menos hecho un figurín. También desató toda una oleada de comentarios.

En la TVE se apostó por una presentadora requeteclásica, Anne Igartiburu. Era ya su 14.ª vez y se acompañó de uno de los rostros del momento: Roberto Leal, el hombre que puso cara al concurso OT. El vestido de ella, rojo y de Lorenzo Caprile, llamó la atención por una de sus mangas: abullonada con pliegues. Los memes, comparándola con una superheroína con un brazo poderoso no se hicieron esperar.

El resto de las cadenas quedaron un tanto eclipsadas por la tradición del canal público y el recurso pirotécnico de Antena 3. En Tele 5 se desplazaron este año a Mallorca, retransmitiendo la entrada del año desde Sant Llórenç des Cadassar, en Mallorca. La cadena pretendía lanzar así un guiño solidario a la localidad que sufrió los peores efectos de las riadas de octubre. Allí estuvieron Jesús Calleja y Lara Álvarez. En La Sexta, el protagonismo recayó en Cristina Pardo e Iñaki López. En la TVG, María Mera, Adrian Díaz y el incombustible Jose Ramón Gayoso se trasladaron a la plaza del Obradoiro para dar la réplica gallega. Y la cervecera Estrella Galicia recurrió a Ramontxu García para su apuesta en streaming.

Música tras la medianoche

Tras las uvas todo discurrió según lo previsto. A años luz de los fastos de los ochenta y noventa, en los que el programa de Fin de Año era todo un acontecimiento, en La 1 tiraron de playbacks en una pequeña gala pregrabada. Por allí desfilaron Paulina Rubio, Carlos Baute o Pablo Alborán. En Antena 3, por su parte, se accionó en modo karaoke. En Tele 5, se apeló al Go Talent. Y tanto la Sexta como Cuatro tiraron de películas en una parrilla sosa.

La chispa la puso, una vez más, Cachitos de hierro y cromo, espacio que se coló en Nochevieja por la puerta trasera de La 2 hace varias temporadas. Con el tiempo, se ha convertido en el comodín de los que quieren rebozarse en la nostalgia y el buen humor. Este año, tras un previo grabado para la ocasión titulado El cabaret de hierro y cromo, con pases de grupos como La Unión, Dorian o La Casa Azul, se embarcó en tres horas de recorrido por el pasado del pop.

Llamó la atención lo especialmente punzantes que fueron algunos de los rótulos que acompañaban a cada canción. Tres ejemplos. A Bertín Osborne le decían que era «La Vox». A Franco Battiato, lo especificaban como «el Franco bueno». Y de Shakira escribían: «Su integración en la cultura española ya es total. Ya tiene su propio juicio por fraude fiscal».

Lo que eligió la audiencia

La 1 vuelve a liderar la audiencia para despedir el año, ya que 7.142.000 españoles eligieron la cadena pública para seguir las campanadas con Anne Igartiburu y Roberto Leal, mientra que Antena 3 se sitúa de nuevo en segunda posición en la despedida de 2018.

Según ha informado hoy la consultora Barlovento, con datos de Kantar Media, un total de 16.377.000 españoles vieron las campanadas en las diferentes cadenas de televisión, lo que supone un 94 % de cuota de pantalla.

La 1 repite liderazgo en el momento de las doce uvas al lograr un 40,8 de cuota de pantalla, aunque baja cuatro décimas respecto a 2017.

Antena 3, con Cristina Pedroche y Alberto Chicote como presentadores desde la Puerta del Sol de Madrid, se coloca otra vez como la segunda cadena más vista, con 4.148.000 espectadores y un 23,7 % de audiencia, 1,9 puntos más que en 2017.

La tercera cadena más seguida fue TV3, que apostó por Helena García Melero y Marc Ribas, desde Barcelona, para dar las uvas por primera vez.

Un total de 1.283.000 espectadores (7,3 %) eligieron esta cadena que subió 4 puntos en Cataluña y 1 a nivel nacional.

Telecinco, con Lara Álvarez y Jesús Calleja, que dieron las campanadas desde el municipio mallorquín de Sant Llorenç des Cardassar, bajó 2,7 puntos y logró 920.000 espectadores (5,3 % de cuota de pantalla).

Por su parte, 704.000 espectadores (4 %) optaron para tomarse las uvas por laSexta, en la Cristina Pardo e Iñaki López repitieron como presentadores para dar la bienvenida al Año Nuevo. La cadena bajó 3 puntos en relación al 2017.

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at www.lavozdeasturias.es Port 80
Comentarios

Cristina Pedroche da otra vez la campanada