Rocío Flores, concursante confirmada de «Supervivientes»

La joven entra por primera vez en un «reality» después de defender a su padre en plató durante «GH VIP 7»


Cierto es que después de ver a Isabel Pantoja pasando hambre en Honduras, poco sorprenden ya los fichajes de este año, (por mucho que se lo hayan ofrecido a Cristina Cifuentes o hasta al mismísimo Albert Rivera, según algunos rumores). Pero el de Rocío Flores Carrasco es un golpe de efecto importante, por mucho que pille a pocos ya desprevenidos.

La confirmación de que la nieta de Rocío Jurado y Pedro Carrasco concursará en el reality de Telecinco habrá supuesto un buen disgusto para su madre, Rocío Carrasco, con la que no tiene relación desde hace años. No por el sufrimiento que pueda pasar su primogénita en la isla, más bien porque su exposición mediática hace prácticamente imposible la vida alejada de los medios que desde la muerte de su madre eligió para ella Rociíto. 

Durante los años que Antonio David ha pasado fuera de los medios, aunque no del todo, se ha hablado menos de los problemas del la familia, aunque siempre ha estado salpicada por las polémicas de sus hermanos, José Fernando y Gloria Camila, y del resto de su famillia, con la que tampoco apenas tiene relación. Pero el regreso del ex guardia civil supuso abrir de nuevo una caja de pandora cuyo cierre está muy lejos en el horizonte. 

Más de veinte años después aún se sigue hablando de los motivos por los que terminó el matrimonio de Rocío Carrasco y Antonio David Flores: sus supuestas infidelidades y un horroroso litigio judicial por la custodia de sus dos hijos, del que aún quedan flecos por impagos de las pensiones de manutención. Uno de los episodios que más incógnitas genera (y que los propios protagonistas, lejos de intentar zanjarlas no hacen más que alimentar las especulaciones) es el enfrentamiento entre Rocío Flores y su madre que terminó con la intervención de la Guardia Civil y la adolescente mudándose definitivamente a casa de su padre en Málaga. Unos años después, cuando su hermano David cumplió la mayoría de edad, haría lo mismo. 

Desde entonces la relación materno-filial está completamente rota. Rocío Carrasco ni invitó a sus dos hijos a su boda con Fidel Albiac. Y la participación de Rocío Flores hará que se hable más de ello, por mucho que Rocío Carrasco quiera centrarse en los proyectos en homenaje a su madre, como la creación del museo de Chipiona y el musical Que no daría yo por ser Rocío Jurado. «El que calla está callado porque ha decidido estar callado hasta que deje de estarlo y decida hacer lo contrario», aseguraba. 

«No he hablado nunca de relaciones materno filiales ni de personas de mi vida que han estado en el pasado. No lo he hecho ni lo voy hacer ahora», según recogía la revista Semana. Sobre la posible participación de su hija en Supervivientes, que ya se rumoreaba desde hace unas semanas, Rocío Carrasco aseguraba: «Solo veo Netflix. ¿Eso lo echan en Netflix?». 

Rocío Flores fue confirmada en Sálvame como concursante de Supervivientes y horas antes también había sido también anunciado como concursante oficial Albert Barranco, extronista de Mujeres y hombres y viceversa. Bea, la ganadora de GH 17, también ha sido confirmada como concursante de Supervivientes. Aún sin confirmación oficial también se baraja que Estefanía, de La isla de las tentaciones, participe en el programa. 

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Rocío Flores, concursante confirmada de «Supervivientes»