Los fantasmas de las investiduras pasadas


La Voz

En toda investidura que se precie hay noticia en la zona de invitados. Y Madrid, ciudad de la que dicen que su mejor alcalde fue un rey, se precia. El día amaneció azul, no por el cielo, más bien porque el PP sacó toda la parafernalia de su armario, y el armario parece la División Azul. La parafernalia es una exalcaldesa cup of café con leche, un exalcalde de ideología y gesto de la era de los brontosaurios, y Esperanza Aguirre, que no fue regidora pero sí creyó reinar en la comunidad, y a lo mejor se acercó al evento para anunciar que vuelve a dimitir de algo. En Madrid se invistió ayer a un señor del PP con el apoyo de Ciudadanos y de Vox, lo cual ya da susto per se, pero lo más terrorífico fue encontrarse con los fantasmas de las investiduras pasadas, algo así como un Cuento de Navidad de Dickens en pleno mes de junio. Ay, si se pudiera escuchar lo que están maquinando esas miradas.

Comentarios

Los fantasmas de las investiduras pasadas