¿Y después?

OPINIÓN

Empleados de una empresa californiana cosen mascarillas para hacer frente al coronavirus
Empleados de una empresa californiana cosen mascarillas para hacer frente al coronavirus ETIENNE LAURENT

10 abr 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

El Congreso dio luz verde ayer a la tercera prórroga del Estado de Alarma. Por lo que ha trascendido, este nuevo periodo que irá hasta el 26 de abril volverá a las condiciones del primero y por tanto se verá más movilidad de personas que se desplacen a sus puestos de trabajo una vez terminados los días festivos de Semana Santa. En la discusión política sigue estando presente la diversidad de argumentos entre los que defienden un confinamiento severo y los que quieren que haya una mínima actividad económica activa para no paralizar España.

Por ahora parece que el fútbol es de los pocos que se animan a poner fecha a la vuelta a la normalidad, pero sus previsiones más optimistas se sitúan para reanudar las competiciones a finales de mayo, con lo que estaríamos hablando de más de un mes de parón. Es obvio que esta crisis sanitaria imposibilita hacer planes a corto plazo porque hay que ir estudiando al minuto la situación, y más tras las palabras de Pedro Sánchez sobre que está convencido que en dos semanas tendrá que regresar al Congreso a pedir otros 15 días más.

Una vez más, y no sé cuantas van ya, Europa vuelve a fallar. Holanda y Alemania siguen en sus trece y hay que decirlo claro: o se ponen de acuerdo o iremos al desastre. La reedición de unos Pactos de La Moncloa me parecen bien, pero la España tras la muerte de Franco no es el país actual, entre otras cosas porque ahora estamos dentro de la Unión Europea, y sin el paraguas de la solidaridad entre los diferentes pueblos el mal menor no puede ser repetir las políticas de austeridad y del férreo control de las finanzas. Se trata de salvar vidas humanas, de ayudarse unos a otros a superar esta crisis y a retomar la actividad económica tan pronto como sea posible salvaguardando la salud de las y los ciudadanos. Nadie se puede quedar atrás, es necesario rescatar a la gente y apoyarla en su futuro. Quien no lo entienda así que se aparte y que deje de molestar.