Historia en dos mujeres

Nieves Lagares Díez FIRMA INVITADA

OPINIÓN

Andrew Caballero-ReynoldsPOOL

05 nov 2020 . Actualizado a las 08:31 h.

A medida que se acerca el fin de este largo proceso electoral en EE.UU., resuena con más fuerza el consabido soniquete de que otra vez fallaron las encuestas. Y seguramente algo hay de cierto, sobre todo si tenemos en cuenta los pronósticos de los principales medios de comunicación estadounidenses que en la última semana le han dado a Biden ventajas de 11 puntos (NBC/Wall Street Journal), 10 puntos (The Economist/YouGov) o 12 puntos (ABC/Washington Post), según el medio.

Y sin embargo, pese a que todos habían previsto una victoria holgada de Biden, casi indiscutible, Trump llevaba semanas trabajando en el escenario de una derrota ajustada en la que poder acogerse a la clásica idea de «fraude electoral», tan frecuente en América Latina.

¿Qué sabía Donald que no supiéramos nosotros? ¿Qué encuestas tenía que le llevaron a arriesgar su imagen democrática nombrando a Barrett para el Tribunal Supremo en medio del proceso electoral?