La heróica historia del policía jubilado que frustó un atraco en Oviedo

El atracador, que portaba un cuchillo, huyó corriendo

Oficina de Liberbank en Cuatro Caños, Oviedo
Oficina de Liberbank en Cuatro Caños, Oviedo

Oviedo

El suceso pasó desapercibido incluso para los vecinos de la zona, que hasta que no vieron llegar a varias dotaciones de la Policía Nacional y municipal, cuando ya había pasado el peligro, no fueron conscientes de la situación. El pasado viernes, a plena luz del día, un hombre de unos 30 años intentó robar la oficina de Liberbank situada en la plaza de Cuatro Caños de Oviedo. La actuación de un agente jubilado, que contó con la ayuda de sus hijo, que es militar, dio al traste con sus intenciones. Finalmente el suceso se quedó en un susto sin consecuencias graves, pero el exfuncionario se ha ganado el reconocimiento de compañeros y vecinos por su valiente actuación.

Los hechos ocurrieron aproximadamente a las 12.30 horas del viernes. Un hombre de unos 30 años, cuchillo en mano y con el rostro tapado solo a medias, intentó robar en la oficina de Liberbank. Su sorpresa fue que en el local se encontraba un exagente de la Policía Nacional que había formado parte de los GEO y que se jubiló el año pasado. Estaba acompañado de su hijo, que le ayudó a frenar al delincuente. 

El expolicía se identificó y el ladrón huyo corriendo. El exagente, de 65 años, le siguió durante unos minutos, hasta que no pudo continuar con la persecución. Mientras tanto, el militar avisaba al 091 para comunicar el incidente. El caco, que no se llevó ni un solo euro, consiguió darse a la fuga.

La policía, que considera que el atracador no era un profesional debido a su forma de actuar y a que huyó a pie, revisa las cámaras de seguridad para intentar localizarle. Se trata del segundo atraco que los cacos intentan en esa calle, ya que hace un mes asaltaron el banco de Caja Rural.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

La heróica historia del policía jubilado que frustó un atraco en Oviedo