El bipartito se defiende de las críticas y dice que habrá reina de San Mateo «sí o sí»

OVIEDO

La concejala delegada de Juventud y Centros Sociales del Ayuntamiento de Oviedo, Covadonga Díaz
La concejala delegada de Juventud y Centros Sociales del Ayuntamiento de Oviedo, Covadonga Díaz

Sobre la posibilidad de elegir también un rey, Covadonga Díaz asegura que no se lo ha planteado pero que lo tendrá en cuenta para futuras ocasiones. La oposición señala que no se puede equiparar a la mujer «con un adorno»

28 ago 2019 . Actualizado a las 20:41 h.

La polémica por la recuperación de la reina y las damas de honor para las fiestas de San Mateo no para de crecer. Los medios nacionales se han hecho eco de una medida adoptada por el bipartito -PP y Ciudadanos- que ha encendido a la oposición pero que se llevará a cabo «sí o sí». Covadonga Díaz, concejala de Festejos del Ayuntamiento de Oviedo, tiene claro que «no se cosifica a la mujer» y que se trata de una tradición que existe en toda la geografía española. La oposición clama contra la decisión porque considera que las trata «como un adorno». Respecto a la posibilidad de incluir la figura del rey de las fiestas, como ocurre en otros puntos del país, la edil asegura que «no lo hemos planteado, pero lo tendremos en cuenta para futuras ocasiones».

El argumento de Díaz es claro. «La reina y las damas de honor existen en todos los puntos de la geografía española». Y cita varios ejemplos: «en Valencia está la fallera mayor, en Madrid tienen reinas, en todos pueblos de andalucía, en Galicia...». Por tanto, en opinión de la responsable de Festejos, «aquí quien utiliza la figura de la mujer son los partidos de la izquierda y, en Oviedo, quien lo hace es el PSOE y Somos». «Nunca se debió quitar, por eso la recuperamos», asevera, antes de añadir que «nosotros ensalzamos la figura de la mujer en el ambito deportivo, educativo y cultural. No creo que estemos haciendo ningún mal a la ciudadanía».

Las críticas a la decisión del bipartito llega, como señala la edil, por dos frentes: el PSOE y Somos. Los socialistas han exigido al equipo de gobierno que reconsidere su decisión. La concejala Marisa Ponga ha afirmado que «en una sociedad del siglo XXI no tienen cabida unas figuras que equiparan a la mujer a un puro adorno sin un papel sustancial y significativo». «Lamentamos que el alcalde Canteli viva en una ensoñación permanente que nos traslada a un pasado anacrónico y que sus gustos particulares se trasladen al escenario público cosificando a las mujeres y atacando su dignidad básica. Ya es hora de que el señor Canteli se dé cuenta que un ayuntamiento no es una institución privada», ha denunciado Marisa Ponga.