Mejores carreteras, menos inundaciones y una escuela: la Trubia pendiente

OVIEDO

Fábrica de Armas de Trubia
Fábrica de Armas de Trubia La Voz del Trubia

La desaparición de la asociación de vecinos de la localidad, tras trece años de intensa actividad, deja varias reivindicaciones abiertas. «No va a haber quien lo pelee», dicen los vecinos

06 sep 2019 . Actualizado a las 13:01 h.

Corría el año 2006 cuando se formó la asamblea «masiva» en la que se creó la Asociación de Vecinos de Trubia. Los residentes de la localidad se unieron para frenar la intención de Gabino de Lorenzo, entonces alcalde del concejo, de quitar los cubos de basura e implantar un sistema de recogida como el que tiene Oviedo. Esa fue la primera victoria de una organización que ya no librará más batallas. La falta de relevo para la Junta Directiva la ha condenado a la desaparición a pesar de que sigue siendo necesaria.

«No hubo manera de encontrar gente dispuesta a asumir la responsabilidad», lamenta Roberto Velasco, uno de los que sumó años y largos peleas dentro de la asociación. El exdirigente vecinal no oculta su tristeza y señala su «gran decepción». Porque quedan muchos frentes abiertos y «en Trubia hay gente muy válida».

A lo largo de sus 13 años de historia la Asociación de Vecinos de Trubia se ganó el respeto de todo el concejo con sus reivindicaciones y logró avances muy significativos para la zona. Como, por ejemplo, la reparación de la pasarela de Soto, que cruzaba sobre las vías del tren y estaba en muy malas condiciones. O el arreglo de las carreteras que van hacia El Villar o Grao. Las comunicaciones, de hecho, han sido uno de los principales caballos de batalla de una organización que peleó para mejorar las conexiones en transporte público con Oviedo. Y lo consiguió.