El colegio Novo Mier apuesta por la sostenibilidad y critica el retraso en la instalación de un aparcabicis

Las familias del centro critican que mientras promociona la Semana Europea de la Movilidad el Ayuntamiento bloquee el uso de medios alternativos: «Estamos en la cola de asuntos pendientes»

Colegio Público Lorenzo Novo Mier
Colegio Público Lorenzo Novo Mier

Oviedo

Hasta el próximo domingo, 22 de septiembre, el Ayuntamiento de Oviedo celebra con distintas charlas, encuentros y actividades la Semana Europea de la Movilidad. Y para promocionarla ha repartido dípticos en los colegios del concejo. En uno de ellos, en el Lorenzo Novo Mier, han provocado las críticas de las familias, que consideran que, además de realizar estos eventos, se debería apoyar con ellos este tipo de eventos para fomentar la sostenibilidad.

«Hay muchas familias que vienen al colegio en bici pero no tenemos donde aparcarlas», critica Patricia García, presidenta de la AMPA. Y destaca que la solución a este problema es muy sencilla. «Nosotros tenemos un aparcabicis, porque lo donó un padre que trabaja en un centro deportivo», comenta con indignación para añadir después que «desde hace dos años está guardado en el almacén». Lo único que tiene que hacer el Ayuntamiento de Oviedo, indica, es instalarlo.

Las familias lo solicitaron en el momento en el que recibieron el regalo, porque no pueden encargarse ellos mismos de colocarlo y tiene que hacerlo el personal municipal que se encarga del mantenimiento. «Estamos en la cola de la lista de asuntos pendientes», lamenta Patricia García que considera que el aparcabicis haría mucho más por la movilidad en la zona de El Milán que el reparto de dípticos promocionales de la Semana Europea de la Movilidad, un evento que saludan los padres y madres del centro. «Quieren fomentar que vengamos en bici al cole. Muy bien. Pero, ¿dónde las aparcamos?», resume.

Problemas con el comedor

Pero este no es el único asunto que en los últimos días ha despertado la preocupación de la comunidad del Lorenzo Novo Mier. La AMPA ha tenido que dirigirse a la empresa que gestiona el comedor del centro al detectar que no se estaban cumpliendo los ratios y que no había suficiente personal para atender a los 214 niños que utilizan el servicio. «Se han comprometido a resolver este asunto y a estar pendientes de que no se repita pero estaremos vigilantes», indica Patricia García, que agradece la buena disposición de la empresa.

Tags
Comentarios

El colegio Novo Mier apuesta por la sostenibilidad y critica el retraso en la instalación de un aparcabicis