Investigado un ovetense por mutilar gallos para peleas

El presunto autor de delito de maltrato animal poseía once aves en una explotación clandestina

Gallos mutilados
Gallos mutilados

La Guardia Civil investiga a un vecino de la localidad ovetense de Anieves como presunto autor de un delito continuado de maltrato animal al poseer once gallos mutilados para peleas en una explotación clandestina.

Los hechos ocurrieron el pasado día miércoles, cuando una patrulla del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) detectó una explotación avícola en la que había gallos de la especie «Combatiente Español» y mixtos.

La explotación avícola del investigado por presunto maltrato animal
La explotación avícola del investigado por presunto maltrato animal

En una inspección de las instalaciones, hallaron cerca de 60 aves, de las cuales 24 eran gallos de pelea enjaulados, y 11 de ellos estaban «descrestados» después de sufrir una mutilación con algún objeto cortante.

Los agentes le pidieron el Registro de Explotaciones Ganaderas y el libro de explotación y el joven manifestó a los agentes que carecía de documentación porque había adquirido las aves por Internet ya sin la cresta.

Gallos para peleas
Gallos para peleas

Esta técnica, que consiste en la amputación de las membranas de la cresta, barbilla y orejas se realiza con la finalidad de que el gallo tenga un campo de visión más amplio y no tenga un agarre fácil para su oponente en las peleas, así como para que al ser «picado» no sangre en exceso, ya que la pérdida de sangre le debilitaría y le dificultaría la visión.

El Seprona le tomó declaración en calidad de investigado y remitió las diligencias a la Fiscalía de Medio Ambiente del Principado, informa Efe. 

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Investigado un ovetense por mutilar gallos para peleas