Colombia, ganando, y Japón, perdiendo, se clasifican para octavos

Los cafeteros, primeros, vencen a Senegal (0-1), que se queda fuera por el «fair play» tras la derrota de Japón frente a Polonia (0-1)


El gol de Polonia, ya eliminada, en el minuto 59 dejaba en la cuneta a los japoneses, que llegaban a esta jornada encabezando el grupo. Tras un centro desde la banda izquierda, Bednarek aparecía en el segundo palo para batir a Fabianski y echar por tierra el sueño nipón. La fiesta de los aficionados senegaleses y colombianos de desató en el Samara Arena, dónde el empate a nada clasificaba a ambos. Pero apareció Yerry Mina, tras saque de esquina de Quintero, para encumbrar a Colombia y dejar a Senegal en la cuneta. Los africanos, eliminados por el fair play, al igualar a todo con los japoneses: puntos, goles a favor y en contra, y haber empatado en su enfrentamiento particular (2-2). Senegal recibió seis tarjetas amarillas en los tres partidos, mientras que los futbolistas japoneses vieron dos menos.  

Yerry Mina volvió a ser clave en el partido de Colombia

La Selección Colombia logró su pase para la ronda de octavos de final del Mundial de fútbol al derrotar por la mínima este jueves en Samara -gracias a un gol de Yerry Mina, en el minuto 74- a Senegal, que quedó eliminada y dejó a África sin representación en Rusia 2018.

Colombia pasó con todas las de la ley, aunque no sin sufrir, como primera de un grupo en el que se clasificó como segunda Japón, a pesar de perder contra Polonia por idéntico resultado. Por primera vez en la historia, como consecuencia de la norma que indica que si todos los registros se equiparan, se observará el número de tarjetas, mayor en el caso de Senegal, que se quedó fuera del torneo.

El conjunto suramericano supo reaccionar tras el descanso, a sabiendas de que el empate con el que se llegó al mismo no le valía, al registrarse idéntico resultado tras la primera mitad en el partido que medía a Japón con Polonia, única que ya estaba fuera.

El argentino José Pékerman, que se convirtió en el técnico que más veces ha dirigido a una selección (52) en fases finales de competiciones oficiales de la FIFA -incluida la Copa de las Confederaciones y los Juegos Olímpicos-, superando al australiano de origen alemán Les Scheinflug, dispuso de su once de gala. Recuperó al sancionado Carlos Sánchez -del Espanyol-, expulsado en el primer partido, contra Japón, que alineó en el pivote junto a Uribe; con Cuadrado, James y Quintero por delante; y con el capitán, Radamel Falcao, en punta.

Pero Pékerman, que este jueves batió otro récord -al superar al 'Pacho' Maturana como seleccionador que más veces dirigió a Colombia en Mundiales (8)- tuvo que retirar del campo, pasada la media hora a James, que se resintió del gemelo, dando entrada al sevillista Luis Muriel.

Juan Quintero, autor del gol en la derrota en el primer partido, contra Japón (1-2), había dado el primer aviso, de nuevo en falta directa, que desvió esta vez Ndiaye. Pero Senegal se fue abriendo; y poco después llegó el susto, en una excelente combinación entre Keita Balde -nacido en España y formado en la cantera del Barcelona- y Sadio Mane -finalista de la Champions con el Liverpool-, que cayó dentro del área tras entrar en contacto con Davinson Sánchez.

El serbio Mazic señaló penalti inicialmente, pero acabó revisando la jugada en el VAR y desestimó sancionar a la 'Tricolor'.

Keita Balde y Mane seguían inquietando a la zaga colombiana, a pesar de que a Senegal le valía el empate; pero fue en otra falta ejecutada de nuevo por Quintero cuando Falcao estuvo a punto de anotar, en el minuto 25.

El marcador no se movió, y al descanso, Colombia estaba eliminada. Para que para que le sirviese el empate, en el otro partido, Polonia debía derrotar a Japón; y en Volgogrado la primera mitad también acabó sin goles.

Como quiera que se negaban a hacer las maletas, los colombianos empujaron más en la reanudación, abriendo asimismo huecos a los rápidos y muy físicos senegaleses, que nunca renunciaron al contraataque. A pesar de las peticiones de calma de su técnico, Aliou Cissé, más sensato que sus pupilos.

La noticia del gol polaco, al cuarto de hora de la segunda mitad, animó las gradas del Samara Arena, mayormente ocupadas por hinchas colombianos. Que se regocijaron cuando Sane desaprovechó una falta directa, al resbalarse justo antes de contactar el balón.

La tensión se acrecentaba, por la incertidumbre, cuando una clara ocasión de Muriel provocó un córner que cabeceó de nuevo el 'Tigre'. Y, a pesar de que poco después casi la pifia en propia puerta Salif Sane, el balón no entraba en la portería africana. Por lo que de nuevo había que consultar lo que hacían nipones y polacos.

Hasta que al fin llegó el gol de Yerry Mina, en el 74, al cabecear el barcelonista un córner lanzado por Quintero. Para certificar, por méritos propios, sin confiar en nadie más, la clasificación de Colombia.

Era Senegal la que ahora estaba fuera. Igualada a todo con Japón, pero con más amonestaciones que los asiáticos, el equipo de Cissé se lanzó al ataque a la desesperada. En un final no apto para enfermos cardiacos Colombia mantuvo el resultado y se enfrentará el próximo martes, en Moscú, a la que quede segunda de entre Inglaterra y Bélgica, igualadas a puntos y que jugarán más tarde este jueves.

La eliminación de Senegal dejó a África sin representación en el Mundial de Rusia 2018, después de que con anterioridad hubiesen quedado matemáticamente eliminadas las otras cuatro selecciones de ese continente: Túnez, Egipto, Marruecos y Nigeria.

Ficha técnica:

0; Senegal: Khadim Ndiaye; Gassana, Koulibaly, Sané, Sabaly (m.74, Wague); Kouyate, Gana; Ismaila, Mané, Keita Balde (m.80, Konate) y Niang (m.86, Sakho).

Seleccionador: Aliou Cissé.

1; Colombia: Ospina; Arias, Davinson Sánchez, Mina, Mojica; Carlos Sánchez, Uribe (m.83, Lerma; Cuadrado, James Rodríguez (m.31, Muriel), Quintero; y Falcao (m.89, Borja).

Seleccionador: José Pékerman.

Gol: 0-1: Yerry Mina, de cabeza.

Árbitro: Milorad Mazic (SRB). Mostró tarjetas amarillas al colombiano Mojica (m.45) y al senegalés Niang (m.50)

Incidencias: Tercer partido del grupo H disputado en el Samara Arena ante 41.970 espectadores.

Japón juega con fuego pero no se quema

Japón alcanzó así los octavos de un Mundial por tercera vez en su historia, después de las de la Copa del Mundo de Corea y Japón de 2002 y la de Sudáfrica 2010.

No fue un pase brillante, más bien mísero, de un grupo en el que el seleccionador Akira Nishino resultó muy osado al introducir hasta 6 cambios en la alineación titular, con la presencia de los centrocampistas defensivos Gaku Shibasaki y Hotaru Yamaguchi, pero sin el bético Takashi Inui, apercibido de sanción.

La primera parte no tuvo apenas pulso, y la presión inicial japonesa se fue diluyendo con el paso del entusiasmo y los minutos. Tan solo un ajustado cabezazo de Grosicki puso a prueba la tecnología de la línea de meta y los reflejos de Eiji Kawashima para evitar que la clasificación sufriera un vuelco antes de tiempo.

No hubo noticias de un Robert Lewandowski, autor de 16 goles en la fase de clasificación, frustrado en este campeonato por la eliminación prematura y las dos oportunidades de anotar que se fueron al limbo con las aspiraciones por que el foco hiciera aún más grande su figura en un Mundial.

Zielinski pudo marcar antes de que Bednarek empalmara a la red una falta lanzada por Kurzawa. Aquello fue el prólogo de un horror, pues Japón se puso a mirar de reojo al otro partido y no mirar al marco rival. A Polonia tampoco le importó porque tenía el premio de la victoria y la explosión de júbilo de los «samurais azules» llegó minutos desde el transistor con el triunfo de Colombia en Samara.

FICHA TÉCNICA.

JAPÓN: Kawashima; H.Sakai, Yoshida, Makino, Nagatomo; G.Sakai, Yamaguchi, Okazaki (Osako, min.47), Shibasaki, Usami (Inui, min.65); y Muto (Hasebe, min.82).

POLONIA: Fabianski; Bednarek, Glik, Bereszynski; Jedrzejczyk, Goralski, Krychowiak, Kurzawa (Teodorczyk, min.79); Grosicki, Zielinski (Peszko, min.79) y Lewandowski.

--GOL.

0-1, min.59, Bednarek.

--ÁRBITRO: Janny Sikazwe (ZAM). Amonestó a Makino (min.66) por parte de Japón.

--ESTADIO: Volgogrado Arena. 41.189 espectadores.

Comentarios

Colombia, ganando, y Japón, perdiendo, se clasifican para octavos