El Sporting aumenta el presupuesto para sus dos fichajes estrella

A falta de confirmar la llegada de Blackman, el club asturiano busca dos guindas ofensivas para su proyecto deportivo

Jony
Jony

La falta de liquidez financiera deja de ser una excusa a la hora de reforzarse en el Real Sporting de Gijón. Los ingresos por la venta de abonos están superando todas las previsiones; los pagos de deuda a corto plazo ya no aprietan las cuentas de la SAD como en los pasados veranos; se espera cerrar un nuevo acuerdo comercial con un patrocinador principal (podría ser la casa de apuestas fundada hace un año, paston.es) que ocuparía el espacio de Teslacard en la camiseta rojiblanca por dos temporadas, así como en el presupuesto; y se acaba de cerrar la venta de Fede Barba al Chievo Verona por unos 3 millones de euros -cifra oficiosa-, lo que generaría una plusvalía superior al millón al descontar la amortización de su fichaje.

Todo ello se une a los ingresos por las ventas de Jorge Meré, que este año tiene un plazo más de unos 3,5 millones de euros -con el descenso de su club parece poco probable que se hayan cumplido las variables-, además de la de Sergio Álvarez al Eibar por alrededor de otros 4 millones -pendiente de conocer las condiciones de pago-. Sin olvidar el hecho de que tanto esos futbolistas, como Michael Santos, Jony, Carlos Castro, Nano Mesa, Álex López o Borja Viguera, entre muchos otros, han liberado una notable masa salarial que hasta la fecha fue sustituida en algunos casos por futbolistas procedentes del Sporting B y que cobrarán una ficha mínima para Segunda División, un escalón salarial básico que la pasada campaña no existía.

Torrecilla busca a los sustitutos de Jony y Michael Santos

La suma de ingresos extraordinarios es elevada y debería provocar que el tope salarial supere los 11,7 millones que rondaba el pasado verano la SAD asturiana, cuando tuvo que realizar importantes pagos. Un presupuesto que debería resultar suficiente para que Miguel Torrecilla sustituya con nombres de plenas garantías las bajas de Jony en el costado izquierdo y del uruguayo Santos en el área.

El Sporting trabaja con secretismo, aunque la inflación del mercado nacional invita a pensar que en ambos casos podrían llegar refuerzos extranjeros, salvo que aparezcan nuevas oportunidades de mercado con el comienzo de la competición liguera a la vuelta de la esquina, lo que siempre ofrece diversas opciones que en junio no existían por la necesidad de descartar futbolistas, o porque esos jugadores ya han asumido que no jugarán en una escuadra de Primera división.

A esos dos fichajes estrella se debería unir en las próximas horas el de Blackman, cuyo cierre de la operación sigue pendiente de los flecos finales y desde el Sporting se mantiene la calma. El inglés es un atacante polivalente, aunque en principio llega para reforzar la punta de ataque como segundo delantero. Además se observa en un segundo plano las opciones para complementar el lateral izquierdo con un futbolista de un perfil diferente al de Roberto Canella.

Por otra parte, no se esperan más refuerzos en otras posiciones, salvo que el mercado ofrezca posibilidades irrechazables, o que existan nuevas bajas en el vestuario de El Molinón - Enrique Castro Quini. En ese sentido, se intentará disponer de un margen de maniobra para el mercado de invierno, como vienen haciendo casi todos los conjuntos en España.

Valora este artículo

26 votos

El Sporting aumenta el presupuesto para sus dos fichajes estrella