Aficionados del Oviedo destrozaron el sector visitante de El Molinón

Nuevos incidentes en un derbi más en Gijón


El Real Sporting de Gijón volverá a realizar obras en el fondo visitante de El Molinón - Enrique Castro "Quini" por segunda ocasión consecutiva después de la visita de los aficionados del Real Oviedo, que lo llenaron con la presencia de unas 1.200 personas.

Tal como se puede comprobar en la siguiente imagen mostrada por el periodista de "Radio Sporting", entre los globos azules que sacaron al inicio del encuentro fueron arrancados algunos asientos, otros se encuentran torcidos y algunos más están gravemente dañados, en total habrá que cambiar más de 100 butacas. Al igual que ocurrió con varios urinarios, totalmente estropeados, así como alguna puerta de acceso a los mismos está arrancada.

No es la primera vez que la visita de la afición del Real Oviedo deja así la grada visitante de El Molinón - Enrique Castro "Quini", como se pudo comprobar el pasado año en diversas quejas de sportinguistas:

Por otra parte, la asociación de vigilantes de seguridad privada en Asturias (AVISPA) ha emitido el siguiente comunicado al sentirse señalados por el Real Oviedo:

Ante los acontecimientos denunciados por algunos aficionados del Real Oviedo, respaldados a su vez por la Junta Directiva del indicado equipo de la liga profesional, durante las labores de registro por parte de los Vigilantes de Seguridad asignados en los accesos al Estadio de El Molinón “Enrique Castro Quini” de Gijón, la Asociación Profesional de Vigilantes de Seguridad Privada de Asturias (A.VI.S.P.A.), defiende las actuaciones profesionales ejercidas por estos, siendo, en todo momento, ajustadas y correctas a lo que determina la normativa reguladora, tanto en lo relativo a las funciones y prestación de los servicios de seguridad en eventos deportivos como en el resto de normas de aplicación indicadas y planificadas por la Liga de Futbol Profesional.

En ningún momento se aprecia desproporcionalidad en las acciones desarrolladas de control de los aficionados del Real Oviedo, ni a la entrada, permanencia o salida del estadio por parte de los Vigilantes de Seguridad; así como tampoco son ciertas las manifestaciones expresadas por algunas aficionadas en cuanto a que habían sido sometidas a trato vejatoria cuando tuvieron que mostrar las pertenencias personales o camisetas prohibidas que portaban….; nadie quedo, siendo totalmente mentira y falso, en “sujetador” públicamente. Únicamente se ejercieron las medidas preventivas en cuanto al acceso con prendas no autorizadas, de lo cual ya tenían conocimiento y aún así hicieron caso omiso de las indicaciones, más para provocar que facilitar la labor de los operativos de seguridad.

Por ello, no podemos más que rechazar las acusaciones vertidas y defender el trabajo desarrollado, condenando que, una vez más, el propio Real Oviedo, su Junta Directiva y las peñas (APARO), continúe apoyando, dando cobijo y respaldo a estos aficionados ultras cuya labor principal es provocar alterados.

Aficionados del Oviedo destrozaron el sector visitante de El Molinón